Abril

Viernes 01 DE ABRIL DE 2022

Sigue la reorganización

Nehemías 13:15-31

La organización no es nada malo en la vida de una iglesia ¡todo el universo está bien organizado! y Nehemías reorganiza tres cosas más después de volver de nuevo como gobernador de Jerusalén.

Exposición

El abuso del día de descanso (vv. 15-22). El Señor en su infinita bondad hay incluido en lo que llamamos “Los Diez Mandamientos”, el requerimiento de descansar. No cabe duda que nos toca trabajar siempre con entusiasmo como para el Señor, pero también es igualmente bíblico aceptar el regalo de Dios de descansar. Nos señala un día de descanso cada semana (Éx. 20:8) y en los días de Nehemías, como en los nuestros, habían personas que querían abusar y contaminar lo que el Señor dice: son mis días (9:14) Nehemías termina esta porción en oración (v. 22),

El abuso del matrimonio (vv. 23-29). La razón de las acciones “desproporcionadas” de Nehemías (v. 25) se encuentra en el gran peligro de contaminar la fe hebrea, futura y presente, por medio de matrimonios con los paganos. Por eso se refiere al caso de Salomón. Pero hubo otro motivo: estaban siendo infieles a ellos mismos (10:30), Nehemías termina esta porción en oración (v. 29).

El abuso de la dejadez (vv. 30-31). Por falta (¿o por dejadez?) de las personas adecuadas, debidamente preparadas, otros habían ocupado su lugar de ministerio. Así Nehemías puso a cada persona en su debido lugar, a cada uno en su servicio (v. 30), sean cosas “importantes” como los mismos sacrificios, o por cosas “mundanas” como la ofrenda de la leña. Todo suministro es necesario en los tiempos establecidos (v. 31). Nehemías termina su autobiografía con… ¡¡ una oración!! La novena vez (v. 31).

Aplicación

Una de las lecciones que hemos visto en Nehemías es la importancia de que el gobernador no pare de orar. El trabajo dignifica al hombre, y también degrada al hombre si se hace de forma descontrolada.

Oración : Señor, enséñame a orar para que, en cada circunstancia pueda levantar mi rostro a ti, tal como hacía, como hábito, Nehemías, que por las muchas responsabilidades que tuviera no le inhibía de buscar tu ayuda en cada momento.

Unión Bíblica “Notas Diarias” Por : Eduardo Bracier

Sábado 02 DE ABRIL DE 2022

Los alardes de Asuero y el destronamiento de Vasti

Ester 1:1-22

En esta primera sección se nos presenta a los actores del relato. el rey Asuero, la reina Vasti, los consejeros.

Exposición

El alarde de poder de Asuero. Se inicia esta primera sección del libro en un ambiente de palacio de derroche y opulencia. En realidad no se trata de un solo banquete, sino de tres: el que ofrece el rey a los nobles, cortesanos y generales (vv. 2-4). El que ofrece al pueblo (v. 5), y el tercero que es ofrecido por la reina Vasti para las mujeres de palacio (v. 9). En los tres casos, según dice el texto, el motivo de los banquetes es hacer alarde del poder, de la riqueza y del esplendor del reino.

La destitución de Vasti. Alegre por el exceso de vino, el rey quiere exhibir a su esposa (v. 11) pero ella se niega rotundamente (v. 12); lo cual provoca la ira del rey y el consiguiente derrocamiento de la reina por tratarse de un acto de rebeldía (v. 21). Este hecho provoca el temor de los gobernantes quienes temen un desorden social y familiar por falta de sumisión de las mujeres al tener “en poca estima a sus maridos” (v. 17). La conducta rebelde de Vasti debía ser castigada con vistas a que todo hombre afirmase su autoridad en su casa (v. 22).

Aplicación

Es cierto que las Escrituras dicen que las mujeres deben someterse a su marido pero hay que entender los límites y el significado de esta sumisión. Si Vasti hubiera accedido a la petición de su marido, no se hubiera sometido, pero se hubiera degradado porque se la estaba tratando como un objeto de exhibición y un objeto sexual. Vasti pasará a la historia como la mujer que prefirió perder su reino antes que su dignidad. La palabra “sumisión” tiene mala prensa. En la Biblia es sinónimo de humildad. El entorno familiar es un buen lugar donde ahogar nuestras soberbias. El dominio del uno sobre el otro no es compatible con el evangelio. Pero no es problema solo del hombre; muchas mujeres tienen en poca estima a sus maridos (v. 17) y los dominan, lo cual provoca violencia en el lugar y la consiguiente reacción negativa de los maridos. Todos debemos aprender humildad. También las mujeres deben aprender a ser prudentes, castas, cuidadosas de su casa,. buenas, sujetas a sus maridos, para que la palabra de Dios no  sea blasfemada (Tit. 2:5).

Oración: Señor, danos sabiduría para discernir siempre lo que te glorifica a ti. Amén.

Unión Bíblica “Notas Diarias” Por : Javier Gómez

Domingo 03 DE ABRIL DE 2022

Ester es elegida reina

Ester 2:1-23

Entra en escena Ester, a través de quien Dios llevará a cabo sus designios.

Exposición

Búsqueda de la sucesora de Vasti. Al volver en sí, el rey se sintió mal por el inmerecido tratamiento que había dado a su hermosa reina. Pero la ley era irrevocable. Para aliviarle, se ordenó la búsqueda por todo el imperio de las mujeres más hermosas, con la esperanza de encontrar una sucesora. Las doncellas, a su llegada al palacio, fueron puestas bajo la custodia de un eunuco. Ester fue una de las doncellas llevadas al harén. Su hermosa apariencia la hizo una favorita con todos los que la veían (v. 15).

Nupcias de Asuero con Ester. Su nombre hebreo (v. 7) era Hadasa, es decir “mirto”, el cual fue cambiado por Ester, qué significa “estrella”. Finalmente, Ester fue quién halló favor en los ojos de Asuero, y fue elegida reina. Las nupcias fueron celebradas con un gran banquete. Los vv. 21-23 relatan a Mardoqueo descubriendo una conspiración contra la vida del rey. Gracias a él, el complot fue frustrado.

Aplicación

Una de las más grandes enseñanzas de este libro es la providencia de Dios, el cómo Dios está actuando a favor de los suyos y para su bien. Es bien sabido que Dios dispone todas las cosas para el bien de quienes lo aman (Ro. 8:28). El libro de Ester termina felizmente, con la victoria sobre el enemigo y la liberalización de su pueblo de la muerte. Pero no siempre es así, sino que a veces Dios permite el sufrimiento y la muerte. Hemos de entender que la providencia de Dios es para la vida pero también para la muerte. Incluso nuestra muerte será una providencia de Dios. Nuestra confianza es que, incluso para el final de nuestra vida y para la forma de nuestra muerte, Dios buscará lo mejor. Cómo nos angustia pensar a veces en estas cosas y cuánto nos cuesta creerlo. Pero debemos fortalecernos con la confianza de que Dios nos ha dado su “si”, de que su amor es irrevocable y de que buscará nuestro bien hasta el final. No nos angustiemos entonces pensando en nuestro final. Oremos para que Dios sea glorificado cuando salgamos de este mundo al encuentro del Padre (Jn.. 21:19).

Oración : Señor, ayúdame a entender que en tu mano están mis tiempos (Sal. 31:15), que mi destino está en tus manos y que todo lo que permitas será para mí bien.

Por : Javier Gómez

Lunes 04 DE ABRIL DE 2022

La conspiración de Amán

Ester 3:1-15

El capítulo se divide en tres partes: 1) El enfrentamiento entre Mardoqueo y Amán (vv. 1-6); 2) El plan de Amán para exterminar a los judíos (vv. 7-11) y 3) La formulación por escrito del decreto contra los judíos (vv. 12-15).

Exposición

Asuero dio honor a Amán. Este, colmado de honores, quiere todavía más y obliga a todo servidor del rey a doblar sus rodillas ante él. El carácter valeroso de Mardoqueo se manifiesta inmediatamente, negándose a obedecer, sin preocuparse de las consecuencias. Habiéndose enterado de la nacionalidad de Mardoqueo, Amán se deja llevar por su violento antisemitismo y decide aniquilar a los judíos. Para que los dioses le sean favorables, echa a suertes el “Pur” (palabra babilónica qué significa “La suerte”, de aquí el nombre de la fiesta de Purim).

La acusación de Amán. Amán arremete y acusa a los judíos (v. 8). Aquí tenemos el fundamento de toda persecución antisemita en la historia: odio y mentiras. No es cierta la acusación de Amán hacia los judíos cuando dijo de ellos que: no guardan las leyes del rey (v. 8). Probablemente, sería lo contrario, pues el Señor les había exhortado a través de los profetas diciendo: Procurad la paz de la ciudad a la cual os hice transportar, y rogad por ella a Yahweh; porque en su casa tendréis vosotros paz (Jer. 29:7). Al menos, algunos, como Mardoqueo y Ester, fueron fieles.

Aplicación

Estamos llamados a ser fieles. En la carta de Diogneto (s. II) leemos esto: “Los cristianos no se distinguen de los demás hombres, ni por el lugar en que viven, ni por su lenguaje, ni por sus costumbres. Ellos, en efecto, no tienen ciudades propias, ni utilizan un hablar insólito. Su sistema doctrinal no ha sido inventado gracias al talento y especulación de hombres estudiosos […] Viven en la carne, pero no según la carne. Viven en la tierra, pero su ciudadanía está en el cielo. Obedecen las leyes establecidas, y con su modo de vivir superan estas leyes. Aman a todos, y todos los persiguen. Se los condena sin conocerlos. Se les da muerte, y con ellos reciben la vida. Son pobres, y enriquecen a muchos; carecen de todo, y abundan en todo”. Un buen testimonio de lo que debe ser un cristiano ¿verdad?

Oración: Padre, danos la gracia que necesitamos para vivir una vida que te glorifique. Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

Por : Javier Gómez

Martes 05 DE ABRIL DE 2022

Edicto contra los judíos

Ester 4:1-17

El capítulo se divide en cuatro secciones: el duelo de los judíos (vv. 1-3), el plan de Mardoqueo (vv. 4-9), La advertencia de Mardoqueo a Ester (vv. 10-14) y la decisión de Ester (vv. 15-17).

Exposición

El edicto contra los judíos llega todas las provincias del imperio. Mardoqueo experimenta un profundo sufrimiento y pide a Ester que interceda por los judíos ante el rey. Trata de hacer recapacitar a Ester advirtiéndole de que ni siquiera ella estaría a salvo. Si ella no actuaba, la liberación de los judíos surgiría de otro lugar. Ester acepta el plan, poniendo en riesgo su propia vida. Demuestra ser una mujer valiente y decidida a actuar.

Aplicación

La versión griega (se puede leer en la Biblia de Jerusalén y sirve para nuestra edificación) contiene la oración de Ester, que dice: “Ven en mi ayuda, que estoy sola” (v. 17l). Es inevitable que vivamos momentos en los que, aún estando rodeado de gente, nos sentimos profundamente solos. ¿Te has sentido alguna vez así? Di entonces como Ester: “acude en mi socorro”, pero añade también estás otras palabras: “y a nadie tengo, si no a ti, Señor” (v. 17t). Nuestra soledad es tiempo de buscar el auxilio en la oración. Nuestra soledad debemos vivirla a solas con Dios. Ester sigue diciendo: “Acuérdate, Señor, y date a conocer en el día de nuestra aflicción” (v. 17r). Los tiempos de soledad deben servir para humillarnos. Humildad viene de humus, que significa tierra. Son tiempos para postrarnos y caer en tierra. Pero también son tiempos donde Dios se te dará a conocer de una forma nueva. “Y dame valor” (v. 17r), sigue diciendo Ester. Ser humilde no significa anularte. Es descubrir de dónde viene tu fuerza. Reconoce que es Dios el que te da el valor para afrontar tus circunstancias.

Otra petición es: “Pon en mis labios palabras armoniosas (acertadas) cuando esté en presencia de león; vuelve el odio de su corazón contra el que nos combate para ruina suya y de los que piensan como él.” (v. 17s). Ester reconoce que Dios tiene el poder para cambiar los corazones pero las palabras son eficaces. Cuídalas.

Reflexión: Ven en mi ayuda, date a conocer, dame valor y pon en mis labios palabras acertadas. Haz tuyas también estás peticiones hoy.

Por : Javier Gómez

Miércoles 06 DE ABRIL DE 2022

Ester ante el rey

Ester 5:1-14

En este capítulo intervienen los personajes principales: Ester, Asuero y Amán. Mardoqueo es presentado con una actitud pasiva.

Exposición

Ester se llega hasta el rey. Este la recibe con benevolencia, señal de que Dios está obrando. El rey está dispuesto a cumplirle cualquier deseo. Pero Ester no quiere la gloria de este mundo, si no la salvación de su pueblo. Le mueve la fe, el amor y la esperanza. El texto griego dice que “Al tercer día, y una vez acabada su oración, se despojó de sus vestidos de cilicio y se vistió de reina. Recobrada su espléndida belleza, invocó a Dios.” Ester se fortalece en Dios pero también sabe esperar en él.

El rey y Amán se dirigen al banquete de Ester. Asuero repite nuevamente su ofrecimiento de atender los deseos de Ester. Pero ella, entonces, crea un mayor suspense. Amán sale contento y de buen humor. Al llegar a casa, llama a su mujer y a sus amigos y les habla con altanería de todo su poder. Pero Mardoqueo le estropea el día. No le soporta. La mujer y los amigos de Amán le proponen deshacerse de Mardoqueo, colgándolo en un árbol. La enorme altura de la horca destaca el odio acumulado.

Aplicación

En todo el pasaje vemos la opción de Dios como respuesta a la fe y la oración. Por otro lado, Amán se revela como una persona orgullosa y vanagloriosa a la que pronto le llegaría la caída porque cuando viene la soberbia, viene también la derrota (Pr. 11:2). En él vemos a un hombre esclavo de las circunstancias y las personas. todo esto de nada me sirve cada vez que veo al judío Mardoqueo (v. 13). Está lleno de un odio destructivo que espera la ruina de Mardoqueo (v. 14). El odio se regocija con el mal ajeno. Amán es el prototipo de hombre carente de amor. No es benigno; tiene envidia, es jactancioso, se envanece; hace cosas indebidas, busca lo suyo, se irrita, guarda rencor; se goza de la injusticia… (Cf. 1 Co. 13:4-6). Ester es todo lo contrario; Todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta (1 Co. 13:7). Sus destinos eternos también son diferentes. Lo que sembraron ambos, eso recogieron. El odio destruyó a Amán. El amor salvó a Ester.

Reflexión: yo también sé que les irá bien a los que a Dios temen… y que no le irá bien al impío… por cuánto no teme delante de la presencia de Dios (Ecl. 8:12 -13).

Por : Javier Gómez

Jueves 07 DE ABRIL DE 2022

Confusión del enemigo y exaltación del fiel

Ester 6:1-14

Los acontecimientos dan un giro dramático con una serie de circunstancias fortuitas que solo son comprensibles por la intervención de la providencia divina.

Exposición

Caída y ascensión de dos hombres. Amán ha alcanzado la cumbre de los honores. Su caída comienza paralelamente a la ascensión de Mardoqueo. Respondiendo a una pregunta del rey sobre el modo de honrar al mejor servidor y creyendo que él es objeto de este favor, Amán enumera los mayores honores que su vanidad podría desear, cuando ya el rey se dio cuenta al repasar los anales de su reino de que Mardoqueo no había sido recompensado por haber denunciado un complot contra su persona. Su contrariedad es inmensa, su rival es encumbrado en lugar suyo y su caída es ahora innegable como le asegura su mujer: Si de la descendencia de los judíos es ese Mardoqueo delante de quien has comenzado a caer, no lo venderás, sino que caerás por cierto delante de él. (v. 13) El texto griego añade: “porque el Dios vivo está con él”.

¿Casualidad o providencia? Todo el relato está lleno de “casualidades”: el insomnio del rey en vísperas del ahorcamiento de Mardoqueo. La ocurrencia de leer las memorias y crónicas. El hecho de que se leyera el relato de Mardoqueo. Por último, la llegada de Amán en ese justo momento cuando Asuero estaba pensando en cómo recompensar aquel acto. La “casualidad” o la “suerte” es la forma que tiene Dios de obrar de modo escondido. Ambas son en realidad la manera en que Dios cambia providencialmente el rumbo de los acontecimientos.

Aplicación

Vemos aquí a Dios actuando, exaltando al justo y humillando al impío. Es interesante la afirmación de la mujer de Amán quién al respecto de Mardoqueo le dice: no lo vencerás, sino que caerás por cierto delante de él. (v. 13). ciertamente, incluso entre los creyentes hay la convicción de que Dios protege de alguna forma misteriosa a los suyos (Jos. 2:9:11). También esto pasa hoy en día y a veces los incrédulos nos piden oración y añaden: “porque a ti Dios te oye.” Qué responsabilidad ¿Verdad? Por otro lado, muchas veces las circunstancias nos serán adversas y cometerán contra nosotros muchas injusticias pero nadie puede impedirnos vivir rectamente delante de Dios. Dejemos que Dios sea el que obre y nos exalte cuando fuere tiempo. Sigamos el ejemplo de Cristo quién encomendaba la causa al que juzga justamente (1 P. 2:23). Su gracia estará contigo.

Reflexión: El que en Integridad camina será salvo; mas el de perversos caminos caerá en alguno (Pr. 28:8).

Por : Javier Gómez

Viernes 08 DE ABRIL DE 2022

Caída y muerte de Amán

Ester 7:1-10

El relato consta principalmente del diálogo entre Ester y el rey. Ester acusa a Amán como enemigo del pueblo judío y el rey reacciona airadamente condenando al que había sido su hombre de confianza.

Exposición

El capítulo se divide en dos secciones: diálogo entre Ester y el rey (vv. 1-6), y condena de muerte de Amán (vv. 7-10).

El rey Asuero y Amán llegan al banquete de Ester (vv. 1-5). El rey le plantea dos preguntas a la reina: ¿Cuál es tu petición? y ¿Cuál es tu demanda? Por tercera vez, el rey le ofrece la mitad de su reino (v. 2). Ester comunica al rey que su petición y su deseo son la salvación de su vida y la de su pueblo (v. 3). Ester informa al rey de que su vida ha sido amenazada (v. 4). El rey comienza a comprender la situación, pero no sabe identificar al enemigo, y pregunta a Ester quién es el culpable (v. 5) Asuero, lleno de ira, decide salir al jardín del palacio para poner en orden sus pensamientos.

Amán condenado por Asuero (vv. 6-10). Aquel por su parte, tiene la esperanza de que la reina pueda interceder por él ante Asuero. Desafortunadamente, el rey regresa justo en el momento en que Amán se deja caer sobre el lecho de Ester [v. 8]. Este cree que Amán quiere hacer violencia Ester y se enfurecen. Enseguida, cubrieron el rostro de Amán .[ 8] lo cual significaba su condena a muerte y tiene lugar  el desenlace final. Amán cumple su destino de perdición y es ahorcado. Entonces, se apacigua la ira del rey (v. 10).

Aplicación

La figura de Asuero es la de un pobre hombre ocupado de sí mismo, desentendido de los problemas que le rodean. Una persona a la que unos y otros manipulan. Un rey que no sabe lo que es servir al pueblo. Ester, por el contrario, tiene una dignidad superior. demostró valentía, entereza, sabiduría e inteligencia. Podía haberse desentendido de los problemas de los demás y vivir su vida cómodamente; pero en lugar de eso, arriesgó su vida y se enfrentó a las circunstancias para defender una gran injusticia. Ester siguió el camino de la justicia que conduce a la vida, pero el que sigue el mal lo hace para su muerte (Pr. 11:19). La justicia, la justicia seguirás, para que vivas (Dt. 16:20).

Reflexión: ¿No resulta irónico que Amán supliqué por su vida a Ester y no al rey?

Unión Bíblica “Notas Diarias” Por : Javier Gómez

Sábado 09 DE ABRIL DE 2022

El rey hace suya la causa de los judíos

Ester 8:1-17

Amán ha muerto y Mardoqueo ocupa su puesto de primer ministro. Pero los judíos todavía no están a salvo, pues el edicto que Amán decreto no se puede revocar.

Exposición

Cambio de escenario. Mardoqueo ocupa la vacante que dejó Amán; el anillo que Asuero le había entregado para demostrarle su favor, se lo da ahora a Mardoqueo. El cambio de situación es completo. Sin embargo, esto no significa todavía la salvación del pueblo judío, pues el edicto de exterminio se mantiene en pie. Para anularlo, hace falta otro firmado por el rey. Ester obtiene sin dificultad la promulgación de este nuevo edicto, dictado ahora por Mardoqueo. El rey está dispuesto a someterse a la influencia de Ester y Mardoqueo. En el nuevo edicto se autoriza a los judíos para que se defiendan frente a “los que quieran atacar los”. Los judíos terminan cambiando su lamento en baile (v. 16).

Aplicación

En la versión griega, el v. 12 está ampliado y se añade el texto del decreto. En la primera parte se habla de los gobernantes y se previene de los falsos colaboradores: “Sucede con frecuencia, a muchos de los que detentan la autoridad, que, por haberse dejado influenciar por sus amigos y haber puesto en sus manos la administración de los negocios, se han hecho cómplices de sangre inocente y se han visto arrastrados a desgracias irremediables, pues con perversos razonamientos, nacido de su maldad, consiguieron engañar la natural nobleza de sentimientos de las autoridades”. También se describen los crímenes de Amán: “Hay muchos que, cuanto más abundantes favores reciben de sus bienhechores, tanto más se dejan arrastrar por el orgullo”. Y una alabanza de los judíos: “Hemos comprobado que los judíos, condenados el exterminio por aquel hombre tres veces criminal, no son malhechores, sino que se gobiernan por leyes enteramente justas y que son hijos del Altísimo, del gran Dios vivo, que, para bien nuestro y de nuestros padres, mantiene el reino en el más floreciente estado”.

Reflexión: El v. 17 dice que muchos de los habitantes del Imperio se convirtieron al judaísmo. Ojalá que muchos ahora al ver la obra de Dios en nosotros se conviertan a Cristo diciendo: Iremos con vosotros, porque hemos oído que Dios está con vosotros (Zac. 8:23).

Por : Javier Gómez

Domingo 10 DE ABRIL DE 2022

Victoria de los judíos

Ester 9:1-16

La suerte cambia de signo: en vez de ser destruido a manos de los enemigos, es el pueblo de Dios el que destruye a los enemigos.

Exposición

Cambio de situación. El capítulo comienza con el cambio de situación para los judíos, quienes logran derrotar a sus enemigos por la mano invisible de Dios (v. 1). Los judíos de todas las provincias del Imperio se reúnen para luchar por sus vidas. Los judíos se reunieron en sus ciudades, en todas las provincias del rey Asuero, para descargar su mano sobre los que habían procurado su mal, y nadie los pudo resistir, porque el temor de ellos había caído sobre todos los pueblos (v. 2). El temor hacia los judíos y Mardoqueo se expande incluso a los gobernantes de las provincias, quienes los apoyan en su lucha (v. 3).

Venganza de los judíos. Se insiste en la influencia y el poder que había logrado Mardoqueo en el palacio y en todo el imperio (v. 4). En Susa, los judíos mataron a quinientos hombres y a los diez hijos de Amán (vv. 6-10), que se incluyen entre los atacantes y enemigos activos de los judíos. Se afirma su matanza, pero se subraya que no saquearon sus bienes (vv. 10, 15, 16). Los judíos demostraron así que no luchaban para obtener riquezas ni poder. Luchaban por la libertad y por la vida, por la justicia.

Aplicación

El salmo 124 recuerda las terribles situaciones de peligro que el pueblo de Dios ha superado. El autor da gracias a Dios por estos gestos de liberación. A no haber estado Yahweh por nosotros, diga ahora Israel; (v.2) A no haber estado Yahweh por nosotros, cuando se levantaron contra nosotros los hombres, (v. 3) vivos nos habrían tragado entonces, cuando se encendió su furor contra nosotros. (v. 4). Entonces nos habrían inundado las aguas; sobre nuestra alma hubiera pasado el torrente; (v. 5). Hubieran entonces pasado sobre nuestra alma las aguas impetuosas (v. 6) Bendito sea Yahweh, que no nos dio por presa a los dientes de ellos. (v. 7) Nuestra alma escapó cual ave del lazo de los cazadores; se rompió el lazo, y escapamos nosotros. [v. 8} Nuestro socorro está en el nombre de Yahweh, que hizo el cielo y la tierra (Sal.124:1-8).

Reflexión: Diga ahora Israel, el salmo. ¿Puedes tú decir lo mismo? Si, confiesa ahora con convicción que ha sido Dios el que ha intervenido con su gracia en tus situaciones más difíciles. Bendice ahora al Creador del cielo y de la tierra. Recuerda: Si Dios está con nosotros, ¿quién contra nosotros? (Ro. 8:31).

Por : Javier Gómez

Lunes 11 DE ABRIL DE 2022

La fiesta de Purim

Ester 9:17-10:3

Este fragmento se dedica a la cuestión de la celebración anual de la fiesta de Purim como recordatorio de la victoria de los judíos sobre sus enemigos.

Exposición

Exposición de la fiesta (vv. 17-19). Los judíos de las provincias descansaron el día catorce del mes de Adar, convirtiéndolo en un día festivo (v. 17). Los judíos de Susa, como estuvieron luchando los días trece y catorce, descansaron hasta el quince, convirtiéndolo en día festivo (v. 18). En el v. 19 se específica que los judíos de las ciudades no fortificadas celebran esta fiesta de liberación el día catorce, y se intercambian regalos, lo cual indica un espíritu de generosidad en el que se basa la naturaleza de esta celebración.

Cartas de Mardoqueo (vv. 20-28). Se presenta el papel fundamental de Mardoqueo para establecer y perpetuar la fiesta de los Purim. Mardoqueo envía cartas a los judíos de todas las provincias (v. 20), ordenándoles que celebren esta fiesta anualmente (v. 21). La carta se inicia con la mención de Amán, enemigo de todos los judíos, cuyo plan para exterminarlos se volvió contra él, quien fue ahorcado junto a sus hijos, y los judíos fueron salvados (vv. 24-25). Se explica el nombre que se da a la fiesta (v. 26). Los judíos aceptan la carta de Mardoqueo comprometiéndose a celebrar la fiesta de los Purim anualmente (vv. 27-28). El capítulo 10 insiste en el honor y el valor de Mardoqueo como modelo de fidelidad.

Aplicación

Purim se sigue celebrando en las comunidades judías. la gente se disfraza y se celebran banquetes. En la sinagoga se lee el libro de Ester coreado por los asistentes que aclaman a Mardoqueo e insultan a Amán. La fiesta se convierte en una celebración del pueblo frente a sus enemigos y expresa la fe en la continua protección de Dios sobre su pueblo. El libro de Ester nos enseña que Dios no está ausente y que no es indiferente en la historia de los hombres. Nos enseña también a descubrir la mano de Dios en los acontecimientos humanos.

Reflexión: Has cambiado mi lamento en baile […] me ceñiste de alegría (Sal. 30:11). Me vestiste de fiesta (Biblia Jerusalén). Quizás tus circunstancias sean duras y difíciles pero la mano de Dios revertirá la situación en su tiempo. Ora y créelo y, al igual que el salmista, convertirás tu vida de una continua acción de gracias (vv. 12-13).

Por : Javier Gómez

Martes 12 DE ABRIL DE 2022

Llamado a predicar

Jeremías 1:1-19

¿Quién autorizó a Jeremías a predicar en nombre de Dios? Ante los profetas y predicadores, siempre debemos preguntarnos: ¿trae un mensaje de parte de Dios, o son solo palabras humanas que transmiten? Jeremías quiere esclarecer las razones por las cuales se atrevió a predicar a su pueblo.

Exposición

El contexto de su ministerio (vv. 1-3). El profeta comienza la redacción de sus predicaciones hablando de su identidad, su conexión con una familia sacerdotal del pueblo de Anatot, su llamamiento de parte del Señor, y las cuatro décadas durante las cuales ejercía su ministerio profético, justo antes del exilio de Judá en Babilonia.

La comisión y la capacitación de Jeremías (vv. 4-10). El mensaje inicial de Dios al profeta recalcó como le había preparado para su misión incluso desde antes de su concepción y nacimiento (vv. 4-5). Asustado por las implicaciones de aquella vocación, Jeremías confesó sentirse incapaz para realizarla (v. 6), pero el Señor le respondió que la fuerza necesaria no dependía de Jeremías, sino que sería su poder que le fortalecería, dirigiendo tanto sus acciones como sus palabras (vv. 7-8). Tocando la boca de su siervo, el Señor le capacitó con una autoridad innegable para actuar entre naciones y reinos, tanto para derribar y destruir como para edificar y renovar (vv. 9-10).

El contenido de su mensaje (vv. 11-19). Las visiones de la vara del almendro y de la olla hirviendo subrayan estos dos aspectos de su ministerio. El almendro habla del inicio de la primavera y el cumplimiento de las promesas de renovación; la olla, del juicio contra Israel, por causa de su rebeldía, maldad e idolatría, y por medio de la invasión enemiga (vv. 11-16). Predicar semejante mensaje provocaría una reacción furiosa en contra, pero Jeremías no debía temer: Dios le afirmaría en todo momento, y sus enemigos no le vencerían (vv. 17-19).

Aplicación

Sea cual sea la misión que el Señor nos confía, y sea cual sea la oposición que podamos encontrar, podemos tener la plena confianza de que Él estará a nuestro lado para fortalecernos y afirmarnos, capacitándonos para cumplir su voluntad.

Reflexión : … de manera que decimos confiadamente: el Señor es el que me ayuda, no temeré… (He.13:6).

Unión Bíblica “Notas Diarias” Por : Timoteo Glasscock

Miércoles 13 DE ABRIL DE 2022

Alejado del Señor

Jeremías 2:1-19

Mandado por el Señor, Jeremías comienza su ministerio profético denunciando la infidelidad del pueblo de Dios, mostrando tanto en sus amoríos con los dioses paganos, como en sus flirteos con los grandes imperios, en busca de la seguridad.

Exposición

Una relación amorosa (vv. 1-3). El mensaje que Dios le ha entregado al profeta, tanto para la ciudad de Jerusalén (v. 2) como para todo el pueblo de Israel (v. 4), comenzaba recordando los primeros años del “matrimonio” de Dios con Israel después de la liberación de Egipto, años marcados por un enamoramiento evidente. Poco tiempo duraron aquellos sentimientos.

Un reproche merecido (vv. 4-13). Pronto vino era alejamiento y el abandono, la entrega a los falsos dioses de los pueblos cananeos. ¿Qué fue lo que motivó aquel distanciamiento infiel? ¿Había alguna evidencia de injusticia o maltrato en la relación entre Dios y su pueblo? ¿Algún reconocimiento de la fidelidad bondadosa de Dios a lo largo de los muchos años pasados en el desierto? ¿Alguna razón para acusar a Dios de no haber cumplido fielmente sus promesas? Pero Israel le dio la espalda al Señor y se arrimaron a los baales (vv. 4-8). Ninguna otra nación había hecho algo semejante (vv. 9-11). Fue un paso en falso, abandonando al que era manantial de aguas vivas para arrimarse a cisternas rotas y vacías, incapaces de saciar la sed (vv. 12-13).

El resultado funesto (vv. 14-19). Abandonar al Dios vivo y verdadero solo había abierto la puerta a incursiones enemigas devastadoras. Las maniobras de la nación para evitar nuevas invasiones, buscando hacer alianzas con Egipto o Asiria, eran inútiles. Nada los salvaría de los ejércitos de Babilonia, enviados por Dios para castigar su infidelidad.

Aplicación

Reconoce, pues, y ve que es malo y amargo  el dejar al Señor tu Dios, y no tener temor de mí, declara el Señor, Yahvé de los ejércitos (2:19). Este principio espiritual es tan válido para nosotros hoy como lo fue para jugar en los tiempos de Jeremías. Amar al Señor es fuente de bendición; abandonarle solo trae amargura.

Reflexión: Demostremos gratitud, mediante la cual ofrezcamos a Dios un servicio aceptable con temor y reverencia. (He. 12:28).

Por : Timoteo Glasscock

Jueves 14 DE ABRIL DE 2022

Tres errores crasos

Tres errores crasos

Jeremías 2:20-37

El matrimonio de Dios con Israel, que también había comenzado (2:1-3), se venía deteriorando desde hacía mucho tiempo, a causa de la infidelidad de la nación (2:4-19). ¿Había alguna forma de impedir una ruptura total? En primer lugar, era imprescindible que Israel reconociera hasta qué punto había ofendido a Dios.

Exposición

La deslealtad (vv. 20-28). Israel había dado la espalda a Dios desde hacía mucho tiempo, dedicándose a la adoración de los dioses falsos, con el comportamiento inmoral (la prostitución “sagrada”) que la acompañaba. Su infidelidad queda claramente señalada a través de una catarata de figuras que la ilustran gráficamente: el cautivo que rompe sus ligaduras (Israel consideraba que su matrimonio con Dios era una esclavitud, v. 20); la vid es acogida que produce fruto incomestible (v. 21); la mancha que ningún jabón es capaz de quitar (v. 22); la camella o el asna montés en celo, imposibles de domar (vv. 23-24); la sed que debía saciarse como sea (v. 25); o el ladrón descubierto con las manos en la masa (v. 26). La proliferación de prácticas idolatras afectaba a toda la nación, incluyendo a sus máximas autoridades (reyes y príncipes, sacerdotes y profetas, vv. 26-28).

El desprecio (vv. 29-35). Detrás de aquellas prácticas había una actitud de rebeldía empedernida, que ni la disciplina de Dios ni sus mimos habían quebrantado (vv. 29-32). A la idolatría y la inmoralidad había que añadir la injusticia y el derramamiento de la sangre de los pobres inocentes (vv. 33-34), aunque en aquellos corazones endurecidos no había la más mínima intención de reconocer aquellas perversidades, (v. 35).

La desconfianza (vv. 36-37). Para colmo, más que confiar en el Señor en momentos de grave amenaza, buscaron el apoyo de Egipto o Asiria, como si los grandes imperios fueran más poderosos y más capaces de proporcionar seguridad que el soberano Dios.

Aplicación

¿Cómo vemos a nuestro Dios? ¿Creemos que es menos poderoso que las grandes potencias seculares? ¿Qué sus juicios no se van a producir? ¿Qué podemos flirtear descaradamente con los ídolos de nuestro tiempo? Dios nos pide la lealtad absoluta en nuestra relación con Él.

Reflexión : Porque nuestro Dios es fuego consumidor. (He. 12:29).

Por : Timoteo Glasscock

Viernes 15 DE ABRIL DE 2022

Israel infiel y Judá la perversa

Jeremías 3:1-13

Durante el reinado de Roboam, nieto del rey David, la nación de Israel se había dividido en dos partes. Las diez tribus que constituyeron el reino del norte retuvieron el nombre de Israel. Las dos tribus que quedaron en el sur y siguieron leales a la dinastía de David, se conocieron por el nombre de la tribu más numerosa, Judá. Israel pronto cayó en la idolatría más descarada, y como consecuencia sucumbió ante la invasión de Asiria, experimentando la amargura del exilio. Su suerte funesta dio la oportunidad a Judá de aprender una lección importante, pero no lo quiso asumir. Prefirió seguir en la senda de la nación hermana, volcándose en la adoración de los dioses cananeos.

Exposición

Judá, la esposa infiel (vv. 1-5). El profeta emplea la ilustración de la ley del divorcio. Según la legislación de Moisés, un hombre no podía retomar a su mujer después de divorciarla, y cuando ella se había casado con otro hombre. Sería tratarla como un objeto para tomar y tirar a su antojo. Judá, sin embargo, había abandonado a Dios, para luego querer volver con Él cuando le diera la gana, como si no hubiera pasado nada, sin ninguna intención de arrepentirse y confesar su pecado. Dios no estaba dispuesto a entrar en aquel juego.

Judá, la nación insensata (vv. 6-13). Israel había empleado la misma táctica, pero se encontró con que Dios había hecho la separación oficial, dándola carta de divorcio y entregándola al asirio. A pesar de aquella lección gráfica. Judá siguió el mismo camino idólatra e infiel que su hermana, sin temer la disciplina del Señor. El aparente arrepentimiento de la nación en los días de la reforma impulsada por el rey Josías no era más que un paripé. Dios exigía un reconocimiento sincero de su maldad y su rebelión para poderla recibir.

Aplicación

Ser cristiano no es un juego. Supone una relación con Dios y con su Hijo Jesucristo que el Señor toma muy en serio. Es trágico cuando enfocamos esta relación de manera liviana y superficial. Dios no está dispuesto a tolerar semejante conducta. para Él, es todo o nada.

Reflexión : ¿Y por qué me llamáis: “Señor, Señor”, y no hacéis lo que yo digo? (Lc. 6:46).

Por : Timoteo Glasscock

Sábado 16 DE ABRIL DE 2022

El camino único

Jeremías 3:14-25

Si Dios en su misericordia ha ofrecido a la infiel Israel la oportunidad de volver a casa mediante un arrepentimiento sincero y genuino (3:12-13), está dispuesto a incluir a Judá dentro de la misma promesa (v. 18), pero el empeño de Judá en seguir un camino equivocado hace que esto solo ocurra después de la amarga experiencia del exilio.

Exposición

La promesa de restauración (vv. 14-18). El llamamiento a volver va seguido por una descripción de lo que Dios está dispuesto a hacer por los que toman este camino de retorno. El Señor promete reconstruir a la nación (v. 14), bendecirla con pastores que la cuidaran con sabiduría e inteligencia (v. 15), hacerla regocijar con tal cantidad de bendiciones que se olvidará de volver la vista hacia atrás y lamentar lo que ha perdido (v. 16), convertir a Jerusalén en un punto de encuentro para todas las naciones, venidas para adorar ante el trono de Yahweh (v. 17), y unir nuevamente a las dos partes del antiguo Israel en una sola nación (v. 18).

El proceder de Israel (vv. 19-20). ¿Podría haber una invitación con mayor gracia, unas promesas más espectaculares? El señor anhelaba renovar la antigua relación. Sin embargo, la perfidia de Israel no permitía que aquella visión gloriosa se cumpliera de inmediato.

La pauta para la reconciliación (vv. 21-25). Aquellas promesas solo podrían cumplirse cuando el pueblo rebelde estuviera dispuesto a tomar pasos concretos y sinceros de arrepentimiento y confesión del pecado. Sin lágrimas y súplicas genuinas (v. 21), palabras de humildad y sumisión (v. 22), la admisión de los errores del pasado (v. 23), y el reconocimiento franco y avergonzado de su rebeldía (vv. 24-25), la reconciliación sería imposible.

Aplicación

El pecado es la barrera permanente que impide una relación correcta con Dios y el pleno disfrute de sus bendiciones. el camino de retorno sigue siendo igual después de tantos siglos.

Reflexión : Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros. Si confesamos nuestros pecados, Él es fiel y justo para perdonarnos los pecados y para limpiarnos de toda maldad. (1 Jn. 1:8-9).

Por : Timoteo Glasscock

Domingo 17 DE ABRIL DE 2022

¡Estamos perdidos!

Jeremías 4:1-18

El mensaje de Dios para Judá era claro: el empeño de rebelarse contra Dios llevaba a la nación inexorablemente hacia el castigo, y este tomaría la forma de una invasión devastadora por enemigos provenientes del norte. ¿Había alguna manera de eludir esta catástrofe?

Exposición

La invitación (vv. 1-4). El único camino de evitar el juicio divino consistía en un arrepentimiento sincero. Esto no podía hacerse de cualquier manera: debía ser un retorno personal a Dios, firme y comprometido, acompañado por un rechazo absoluto de las abominaciones de la idolatría y marcado por un comportamiento justo y recto. Cumplidas estas condiciones, Judá podría realizar su misión de ser fuente de bendición a las naciones como mediadora entre ellas y el Dios verdadero. Semejante cosecha solo vendría, sin embargo, no mediante cambios superficiales y externos, sino a través de una limpieza profunda del corazón.

La invasión (vv. 5-13). La alternativa era terrorífica. Babilonia, el león salvaje, el destructor de las naciones, irrumpía en Palestina para convertir la tierra en desolación. las ciudades fortificadas de Judá sería incapaz de garantizar la seguridad de los refugiados; quedarían devastadas y despobladas, a la merced del enemigo, sin que los dirigentes políticos y espirituales pudieran hacer nada para evitarlo. Como un viento huracanado enviado por Dios, el ejército babilónico arrasaría con todo, y la única respuesta sería un grito de desesperación:”¡Ay de nosotros, porque estamos perdidos!”.

La iniquidad y sus consecuencias (vv. 14-18). ¿Qué era lo que provocaría semejante desastre? el profeta lo tenía claro: los pensamientos perversos (v. 14) y las acciones malvadas (v. 18) de la nación harían inevitable la invasión enemiga y la pérdida amarga de toda esperanza.

Aplicación

Coquetear con el pecado, sea cual sea la forma que tome, es una actividad muy peligrosa, que trae consecuencias muy negativas. ser salvo de sus resultados funestos exige una limpieza profunda del corazón, y una actitud firme de rechazo ante su seducción.

Reflexión : Haced morir, pues, lo terrenal en vosotros… (Col. 3:5).

Por : Timoteo Glasscock

Lunes 18 DE ABRIL DE 2022

Escenas terribles

Jeremías 4:19-31

La única forma de evitar el desastre eras sacudir a Judá fuertemente para que por fin buscar ha arrepentido al Señor. Jeremías no ahorra las descripciones dramáticas para intentar hacer reaccionar a los judíos, quienes sin embargo seguían impasibles en su comportamiento inicuo.

Exposición

La desesperación (vv. 19-22). El lenguaje extraordinariamente vívido del profeta nos ayuda a ponernos en el lugar de los habitantes de Jerusalén. Por dentro, angustia y temor, ante los ruidos constantes de la guerra (v. 19). Por fuera, la llegada incesante de noticias de desastres desde los campos de batalla y las ciudades fortificadas (v. 20). No había fin a las calamidades que, a fin de cuentas, habían traído sobre sí mismos (vv. 21-22).

La desolación (vv. 23-26). Dondequiera que se mirara, el resultado era igual. Tanto en la tierra como en los cielos, en los montes y las colinas, en las zonas rurales y en las urbanas, no había rastro ni de hombres ni de animales. La devastación y la despoblación parecían no tener límites, y todo ello era evidencia de la ira ardiente del Señor.

La determinación (vv. 27-28). Detrás de la máquina militar invencible de Babilonia estaba la mano de Dios, y su determinación de castigar la prolongada y descarada maldad de su pueblo. La decisión se había tomado, y era irrevocable: Judá dejaría de existir como nación independiente, y su pueblo sería llevado lejos al exilio. Pero la destrucción no sería total. Dios tenía todavía planes de bien para su pueblo.

El desprecio (vv. 29-31). Al escuchar de cerca los ruidos de la batalla, los habitantes de Jerusalén huirían despavoridos a los bosques y las montañas. Cualquier intento de congraciarse con el enemigo sería en vano. Solo se escucharía el grito de la hija de Sion: ¡Ay ahora de mi, porque desfallezco antes los asesinos!

Aplicación

La necedad y la torpeza consisten en no molestarse por conocer a Dios (v. 22). Los puntos de apoyo humanos en que descansamos son frágiles y traicioneros. Solo en Dios hay refugio y seguridad.

Reflexión : Así dice el Señor: no sé gloria el sabio de su sabiduría, ni se gloría el poderoso de su poder, ni el rico se gloríe de su riqueza; más el que se gloríe, gloríese de esto: De que me entiende y me conoce. (Jer. 9:23-24) .

Por : Timoteo Glasscock

Martes 19 DE ABRIL DE 2022

“¿Por qué he de perdonarte?”

Jeremías 5:1-19

Esta pregunta es solo una de las que se plantean en este pasaje. La primera podría ser: “¿Dónde se encuentra un hombre justo?” (vv. 1-13). Otra aparece en el versículo 6: “¿No he de castigar a este pueblo?… ¿No he de vengarme?” Y a su vez el pueblo pregunta: ¿Por qué el Señor nuestro Dios nos ha hecho todo esto? (v. 19) ¿Qué respuestas aporta el pasaje?

Exposición

La maldad extendida (vv. 1-6). La respuesta a la primera pregunta viene a ser: “En ninguna parte”. Lo único que se veía al recorrer las calles y plazas de Jerusalén era hipocresía, falsedad, y el empeño en no arrepentirse (vv. 2-3). Si el profeta dejara las calles para ir a los palacios de los grandes y sabios, su búsqueda resultaría igual de infructuosa. No había ninguna intención de someterse a la Palabra de Dios y a su voluntad. Sus “numerosas apostasías” dejaba a Dios sin otra opción que la disciplina contundente (vv. 4-6).

Los motivos evidentes (vv. 7-17). Ante una hipotética petición de perdón, la pregunta era: “¿Por qué he de perdonarte?” El Dios justo no podía ignorar la iniquidad como si no tuviera importancia. El pecado persistente de la nación era motivo más que suficiente para imponer el castigo (vv. 7-9). Dios tenía sus instrumentos para vengarse del engaño y del desprecio con que su pueblo le trataba: el profeta Jeremías anunciará el juicio divino, y los babilonios, con su lengua desconocida y su pericia militar sin parangón, lo ejecutarían. La destrucción de Judá sería espantosa, aunque no completa (vv. 10-18).

La misericordia eterna (v. 19). Ante la pregunta de por qué Dios permitía semejante destrucción, la respuesta señala como Judá tenía que tragar su propia medicina. Habían abandonado a Yahweh para servir a los dioses paganos. En el exilio tendrían todas las deidades babilonias que quisieran. Sin embargo, tras las lecciones del destierro vendría el retorno a su propia tierra.

Aplicación

Es imposible dar la espalda a Dios y pensar que no pasará nada. Decir, “ Dios no existe, y no vendrá ninguna calamidad sobre nosotros” (v. 12) provoca ineludiblemente el juicio del Señor.

Reflexión : No os dejéis engañar, de Dios nadie se burla, pues todo lo que el hombre siembre, eso también segará. (Ga. 6:7).

Por : Timoteo Glasscock

Miércoles 20 DE ABRIL DE 2022

Un pueblo necio e insensible

Jeremías 5:20-31

El poder de Dios, contrastado con la actitud terca y rebelde de la nación y la corrupción patente de sus dirigentes, llevaba a una conclusión ineludible: en su desafío a Dios, Judá demostraba que su conciencia era cauterizada, y su modo de pensar totalmente necio.

Exposición

El poder de Dios (vv. 20-22). Se renueva la comisión a Jeremías de anunciar y proclamar la Palabra de Dios a su pueblo, que desgraciadamente estaba marcado por una ceguera y una sordera absolutas. Ante el poderío indiscutible del Creador, el que marcaba los límites hasta el mar más embravecido, lo sensato hubiera sido temerle y temblar en su presencia.

La perversidad de la nación (vv. 23-25). Sin embargo, Judá tenía un corazón terco y rebelde, que se había alejado del Señor, sin reconocer que era Él quien les daba la lluvia y hacía abundantes las cosechas. Su rebeldía pecaminosa era la causa de las sequías y las cosechas arruinadas.

La prosperidad de los impíos (vv. 26-29). Los únicos que aparentemente sacaban tajada de aquella situación eran los más sinvergüenzas, que acechaban a los inocentes para aprovecharse de ellos con engaños, enriqueciéndose a su costa, y negando a los más desamparados y débiles la justicia que les correspondía. Su conducta nefasta no quedaría impune: Dios no tardaría en castigar a una nación caracterizada por semejante iniquidad.

El pecado de liderazgo (vv. 30-31). Aquel clima de degeneración moral había sido creado por los dirigentes espirituales de la nación, los que más responsabilidad tenían a la hora de impulsar la santidad. Solo trabajaban para sí mismos, no para Dios, ¡y encima le parecía bien al pueblo!

Aplicación

Los corazones necios e insensibles pertenecen a los que no toman en cuenta a Dios ni se preocupan por encauzar sus vidas de acuerdo con los principios de su Palabra. La búsqueda de la voluntad de Dios en las Escrituras, y el deseo de trasladar esta voluntad a la vida diaria, debe ser la marca de todo creyente en Cristo.

Reflexión : La palabra de Cristo habite en abundancia en vosotros… (Col. 3:16).

Por : Timoteo Glasscock

Jueves 21 DE ABRIL DE 2022

¡No saben ruborizarse!

Jeremías 6:1-15

En este capítulo el mensajero de Dios habla de nuevo del juicio de Dios que se cierne sobre Judá, y el instrumento cruel que va a utilizar para llevarlo a cabo, recalcando a la vez que la nación ha ganado a pulso esta calamidad.

Exposición

Jerusalén destruida (vv. 1-5). Antes, el mensaje profético había recogido la llamada a refugiarse en las ciudades fortificadas, y en Jerusalén, los lugares de mayor seguridad en el tiempo de una invasión enemiga (4:5-6). Ahora, no obstante, la llamada urgente es a huir de la ciudad, porque la seguridad de sus murallas fortificadas era totalmente ilusoria (v. 1). Se acercaba su destrucción; pronto sería asediada, y atacada sin respiro de día y noche (vv. 2-5).

Dios despreciado (vv. 6-10). El asedio de los babilonios no quería decir que Dios se había olvidado de su pueblo, ni que carecía del poder necesario para vencer a Babilonia. El ejército de Nabucodonosor cumplía sus órdenes, reduciendo a escombros la ciudad que había de ser castigada por su maldad y opresión, violencia y destrucción. La advertencia del Señor pasaba inadvertida y los habitantes de la ciudad serían del todo eliminados, a causa de su actitud de desprecio y rechazo absoluto frente a la Palabra de Dios (v. 10).

El pueblo desvergonzado (vv. 11-15). Lleno del furor del Señor, y cansado de llevar este peso sin poder descargarlo, el profeta recibió la orden de verterlo sobre todos los habitantes de la ciudad sin excepción (v. 11). Desde los más insignificantes hasta los más importantes, todos estaban absorbidos por la codicia; por lo tanto, todos estaban expuestos al juicio y la pérdida de sus bienes acumulados (vv. 12-13). El mensaje de tranquilidad lanzado por los falsos profetas era mentira, pero un pueblo que no quería avergonzarse por sus abominaciones lo recibía complacido (vv. 14-15).

Aplicación

Es algo muy serio cuando una persona tiene la conciencia tan cauterizada que no es capaz de ruborizarse ante sus propios desmanes. Dios busca a personas dispuestas a confesar con lágrimas sus pecados y unirse en su presencia (Stg. 4:7-10).

Reflexión : Así dice el Alto y Sublime… habito en lo alto y santo, y también con el contrito y humilde de espíritu. (Is. 57:15).

Por : Timoteo Glasscock

Viernes 22 DE ABRIL DE 2022

¡Terror por todas partes!

Jeremías 6:16-30

Sigue la denuncia de la maldad de Judá, y las advertencias acerca del juicio que se aproximaba. Por mucho que el Señor insistía en la necesidad de una reflexión seria y un retorno sincero a los caminos de la santidad y obediencia a sus mandamientos, Judá se negaba a cambiar su conducta

Exposición

El consejo desoído (vv. 16-17). Dios invitaba a la nación a pararse y reflexionar, en lugar de seguir impertérrita por sus caminos de maldad. Solo eso podría encontrar el descanso que los falsos profetas no podían proporcionar. Sin embargo, su invitación no recibió una respuesta positiva. Hacían oídos sordos a la Palabra de Dios, como los habitantes de la ciudad que no prestaron atención a la advertencia de las trompetas anunciando la llegada del enemigo.

La calamidad profetizada (vv. 18-21). Semejante reacción de desprecio solo pudo granjearles el desastre como fruto de sus maquinaciones y su empeño en desoír los consejos y mandamientos de Dios. Sus cultos en el templo no eran más que hipocresía, una fachada de piedad que quería ocultar la realidad de corazones depravados. Su actuación teatral no frenaría el juicio divino.

La conquista confirmada (vv. 22-26). Una vez más el profeta anunció la invasión de una nación poderosa desde el norte. Sus ejércitos eran crueles, muy eficaces e irresistibles. Su fama les precedía, y desmoralizaba a los habitantes de Judá. Cuando por fin llegaran a irrumpir en Palestina, no habría lugar donde esconderse. ¡El destructor se abalanzaba sobre ellos!

La conducta denostada (vv. 27-30). El problema era que este castigo terrible lo habían provocado ellos por su conducta desleal y depravada. Todos ellos eran rebeldes, empedernidos y corrompidos, y el fuego de la ira de Dios que habían encendido completaría su destrucción.

Aplicación

¡Cuán diferente habría sido su destino si hubieran hecho caso de Dios! ¡Cuán necesario sigue siendo para nosotros parar y preguntar en la Palabra de Dios por los caminos verdaderos y antiguos de la santidad!

Reflexión : Estad quietos, y sabed que yo soy Dios; exaltado seré entre las naciones (Sal. 46:10).

Por : Timoteo Glasscock

Sábado 23 DE ABRIL DE 2022

¡Hipócritas!

Jeremías 7:1-20

Este pasaje explora en más detalle la hipocresía de una nación que vivía de espaldas a Dios y a su palabra, pero seguía ofreciendo sus sacrificios y ofrendas en el templo como si su relación con Él fuese inmejorable.

Exposición

El templo del Señor (vv. 1-7). Jeremías recibe la comisión del Señor de ir hasta las puertas del templo para denunciar directamente la impiedad de los que acudían al culto. Su mensaje contenía una promesa: si estuvieran dispuestos a cambiar de actitud y conducta, no prestando atención a las voces que les aseguraban que su presencia en el templo era suficiente para agradar a Dios, no irían al exilio. Pero su arrepentimiento debía tomar formas concretas: hacer justicia con sus conciudadanos, no oprimir a los desamparados, no derramar sangre inocente y distanciarse totalmente de los falsos dioses.

La cueva de ladrones (vv. 8-11). Tristemente, su conducta en aquel momento era todo lo opuesto a lo que Dios demandaba, y a pesar de ello, seguían viniendo al templo como si no pasara nada, reclamando del Señor su protección y salvación. Pero las cosas no eran así. ¡Su presencia convertía la casa de Dios en una cueva de ladrones!

El santuario en Silo (vv. 12-15). Inicialmente después de la conquista de Canaán, el tabernáculo se había colocado en Silo. Sin embargo, a causa de la maldad de Israel, Dios había utilizado a los filisteos para destruir aquel santuario. Exactamente lo mismo pasaría con el templo de Jerusalén que ellos consideraban invulnerable, si seguían despreciando la palabra del Señor y no cambiaban de comportamiento.

Las ciudades de Judá (vv. 16-20). La maldad de la idolatría se había extendido por toda la nación, generalizándose entre las familias, y provocando al Señor de tal manera que su irá y furor se desencadenarían contra el templo, Jerusalén y todo el país, produciendo una destrucción total.

Aplicación

Los males de Israel no son ajenos. ¡Cuán fácilmente caemos en la hipocresía! ¿A cuántos de los dioses falsos de nuestra sociedad llegamos a rendir culto? Pidamos al Señor que seamos sensibles ante su Palabra y dispuestos a amarle, servirle y honrarle solo a Él.

Reflexión : Estas cosas les sucedieron como ejemplo, y fueron escritas como enseñanza para nosotros… Por tanto, el que cree que está firme, tenga cuidado, no sea que caiga (1 Co. 10:11-12).

Por : Timoteo Glasscock

Domingo 24 DE ABRIL DE 2022

Voz que clama en el desierto

Jeremías 7:21-8:3

Las reformas impulsadas por el rey Josías como consecuencia del hallazgo del Libro de la ley (2 R. 22:8) no habían servido para mucho. Lejos de avivar la relación de forma personal con el Señor, habían servido para adormecer más el sincretismo y porte religioso del pueblo que asumía que cumpliendo escrupulosamente con ritos ya podía darse por satisfecho (vv. 4-11).

Exposición

Las cosas como Dios manda (vv. 21-26). La denuncia pública de Jeremías a la entrada del templo se fundamenta en ser palabra del Señor: Así ha dicho Yahweh de los ejércitos, Dios de Israel. Para Yahweh, podían profanar sus holocaustos comiendo de ellos junto a sus ofrendas votivas pues Dios los rechazaba totalmente. No es una contradicción la afirmación: no hablé con vuestros padres, ni nada mandé acerca de holocaustos y de víctimas… (vv. 22) a razón de lo prescrito en las ordenanzas del Levítico, pero concurría que habían perdido absolutamente el sentido de lo que busca Dios en el corazón de los oferentes. La veracidad en su intimidad de obedecerle y comportarse en consecuencia en esa santa disposición. Yahweh no era honrado por unos sacrificios que no se correspondiera con la obediencia a su persona (1 S. 15:22 -23).

Voz que clama en el desierto (vv. 27-34). Expectativas frustrantes para el valiente mensajero que es invitado a raparse (Mi. 1:16) y a llevar con lágrimas y soledad el punzante dolor por el rechazo al arrepentimiento ante el atroz juicio retributivo que se avecina.

El terrible “valle de la matanza” (vv. 8:1-3). Tofet, lugar de adoración pagana y prácticas atroces sería el lugar desacralizado donde los cadáveres de la mortandad quedarían expuestos ante la imaginería del sol, la luna y las estrellas a los que el pueblo había adorado. El valle de este lugar es llamado en el NT Gehena, (basurero de la ciudad) en permanente auto combustión.

Aplicación

No siempre el mensaje espiritual a comunicar es plausible. Este puede obtener aceptación o rechazo, pero el mensajero no puede en ningún momento olvidar quién es el que lo ha enviado y ser fiel en la transmisión del mismo aún a expensas de su propio dolor.

Pensamiento : El mensajero acarrea desgracia; Más el mensajero fiel acarrea salud. (Pr. 13:17).

Unión Bíblica “Notas Diarias” Por : José Solá

Lunes 25 DE ABRIL DE 2022

La agonía del profeta

Jeremías 8:4-22

Los cuarenta años de la vida de Jeremías fueron, si lo juzgáramos humanamente, un gran fracaso. Durante casi toda su vida fue impopular, pobre, marginado y perseguido, pero el profeta amaba profundamente a su pueblo y estaba identificado plenamente con el llamamiento y mensaje recibido (Jer. 1:17-19).

Exposición

El sinsentido irracional (vv. 4-7). El fallo, la caída o el error por el camino tomado ¿no son motivo suficiente para rectificar a mejor? Por supuesto, pero no así el pueblo que persiste en el camino de su autodestrucción. un comportamiento tan contradictorio parece aun sorprender al mismo Señor. ¿Hay alguien que esté apenado por haber hecho algo malo?

Guías sin sonrojo (vv. 8-13). Los líderes religiosos pretendían ser sabios en la ley del Señor, pero los profetas, los sacerdotes y los escribas (primera mención a este oficio sacro) son descritos con un toque peyorativo ciertamente la han cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas [v. 8] Comentario este refrendado por el propio Señor Jesús citando al profeta Isaías: invalidando la Palabra de Dios con vuestra tradición que habéis transmitido (Mr. 7:11; Mt. 15:6). Estos “sabios según el mundo” dominados por la avaricia solo ofrecen parches a la necesidad espiritual del pueblo y dan garantía de paz donde no la habrá. Este descriptivo cuadro de aquella realidad religiosa es muy próximo a la condición del negocio espiritual que sufre nuestra generación en palabra y acción de tantos “gurús” del negocio religioso cristiano.

Corazón destrozado (vv. 18-22). Es un pasaje conmovedor. El profeta experimenta en su propia carne la agonía del Señor en el lamento por su pueblo infiel. Las frases “quebrantado, entenebrecido, espanto” se alimentan en la desesperanza del refrán pasó la siega, terminó el verano y nosotros no hemos sido salvos (v. 20)

¿No hay bálsamo en Galaad? (v. 22). Ningún remedio humano sería providente para salvar el retributivo castigo divino.

Aplicación

No nos resulta fácil identificarnos con la condición del prójimo en su fracaso y necesidad, pero solo el hacerlo nos hace imitadores de aquel que nos amó primero.

Pensamiento : Y nosotros tenemos este mandamiento de él: El que ama a Dios, ame también a su hermano (1 Jn. 4:21).

Por : José Solá

Martes 26 DE ABRIL DE 2022

¿Por qué nos ha pasado esto?

Jeremías 9:1-16

Jeremías ha sido llamado con frecuencia “el profeta llorón” definición por demás inadecuada que predispone a considerarlo como un carácter débil, dominado por un sentimentalismo exagerado, superficial y fingido. Nada más alejado del testimonio de este hombre valiente e íntegro que ejercía de testigo y atalaya.

Exposición

Las causas que producen el efecto (vv. 1-9). El tono de su lamento cambia de una sobrecogedora piedad a un quejido de amargo dolor por el pecado. Jeremías desearía huir y olvidarse de ellos, pero no puede porque los ama, entendiendo como tal el procurar su bien en el hecho de que tuvieran un arrepentimiento veraz. Guárdese cada uno de su compañero, y ningún hermano tenga confianza (v. 4). El derrumbe moral de esta sociedad, entrenada en la práctica de la mentira, el engaño, la calumnia y la estafa supera con creces la condición por la que fue juzgada su hermana Israel (Jer. 3:7-10). Porque todo hermano engaña con falacia (v. 4c). Esta expresión aparece en hebreo como una clara referencia a Jacob (Gn. 27:36).

Terrible efecto (vv. 10-16). Reduciré a Jerusalén a un montón de ruinas […] y las ciudades de Judá en desolación en que no quede morador (v. 11). La razón del tremendo castigo se justifica en el abandono de las santas instrucciones de la ley de Dios y su rebeldía en obedecerlas, amañando para su propia satisfacción tradiciones y prácticas religiosas del entorno siguiendo las costumbres de sus antepasados paganos (v. 14) tal y como se detalla en el relato de los libros históricos del AT y que fue una constante forma de comportamiento particular y social, con escasas y admirables excepciones (1 P. 1:18).

Ajenjo y hiel (v. 15). Extracto de dos plantas muy amargas que tipifican en su comer y beber la participación de amarguras muy profundas y desagradables.

Aplicación

Podemos ser fácilmente seducidos por el diablo en el sentido de que lo que nos conviene disfrutar es lo bueno, entendiendo como tal, la práctica de usos y costumbres tradicionales que no se sustentan en la sana enseñanza de la Palabra de Dios. ¡Tengamos mucho cuidado!

Pensamiento : Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, cómo león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar. (1 P. 5:8).

Por : José Solá

Miércoles 27 DE ABRIL DE 2022

El asunto más importante

Jeremías 9:17-26

Los diversos dichos del profeta no están ordenados de manera cronológica en su libro. Baruc, su fiel servidor tomó ocasión para escribir las diversas amonestaciones y promesas (Jer. 36:1-4 y 32). Jeremías insiste a sus oyentes, desde su propia experiencia vital, en la importancia de una relación personal con el Señor, más allá de los fastos y prácticas religiosas ajustadas a las tradiciones del pueblo y tantas veces adulteradas.

Exposición

Faltarán ojos para llorar (vv. 17-22). El profeta apela a un punto de reflexión, si acaso es posible, por la destrucción y desolación anunciada. De manera muy vívida describe el desespero de las madres ante el desastre. (vv. 18-20). Porque la muerte ha subido por nuestras ventanas (v. 21). El relato detallado en los libros (2 R. 25:1 -21; 2 Cr. 26:17-21; Jer. 52:4-13), merece ser leído para comprender la exactitud y el alcance horroroso del sitio y la destrucción de Jerusalén y sus habitantes.

Si algo hay de valor (vv. 23-24). Texto capital de Jeremías acerca de la relación del individuo con su creador y del carácter de este. Ni la sabiduría o conocimiento humano, ni las posesiones, ni la fuerza bruta son valores sólidos sobre los que fundamentar nuestra confianza en la vida, pues son temporales y efímeros.

entenderme y conocerme que yo soy Yahweh que hago misericordia, juicio y justicia… (v. 24). Conocer al Señor en la medida de su revelación y la guía de su Espíritu es para el creyente la base sólida para su consuelo y confianza ante las mayores adversidades. Su misericordia, como bondad aplicada, aunque no merecida, la gloria en la cual podemos gozarnos y tener esperanza.

Un corazón incircunciso (vv. 25-26). No había ningún valor en las señales externas de separación y pertenencia al pueblo de Dios si la voluntad e intenciones del alma estaban lejos de él. El apóstol Pablo (Ro. 2:25-29), deja claro que: “un corazón transformado busca la aprobación de Dios y no la de la gente”.

Aplicación

El conocimiento del Señor atañe al intelecto y a la voluntad. No es algo emocionante en sí mismo. Del mismo modo el entenderle tiene que ver con la determinación de seguir sus caminos.

Pensamiento : El temor del Señor conduce a la vida; da seguridad y protección contra cualquier daño. (Pr. 19:23 NTV).

Por : José Solá

Jueves 28 DE ABRIL DE 2022

Como espantajos en el huerto

Jeremías 10:1-25

Los cultos idolátricos se infiltraron y persistieron en el antiguo Israel. (Jue. 2:10-14). Son notables las graves amonestaciones a su insensatez -que recomendamos leer- (Is. 44:9-20 , 57:3-13; Sal. 115 y 135). La idolatría estaba terminantemente prohibida (Dt. 4:15-19, 12: 29-32; Ex. 34:11-17). Baal (Moloc), Asera (Astoret, Astarté o reina del cielo), y el culto a los astros fueron los mentores dominantes de Canaán.

Exposición

Las costumbres de los pueblos son vanidad (vv. 1-10). Derechos están como palmera, y no hablan; son llevados porque no pueden andar (v. 5), este es una referencia clara a la diosa fenicia Asera llamada “Reina del Cielo”. Era representada como un tronco sin ramas plantado en la tierra en un bosquecillo de árboles. Moisés se anticipó viviéndolo (Dt. 16:21). No está claro cómo se originó la idea de que Asera era “consorte” de Yahweh (antes lo había sido de los dioses El y Baal su hijo) pero es fácil intuirlo por ser “políticamente correcto” Salomón al caer en la idolatría trajo a Jerusalén su culto (1 R. 11:5,33) y Jezabel, esposa de Acab mantenía en nómina cuatrocientos sacerdotes. (1 R. 18:19). También el rey Manasés derogó las reformas de Josias que canalizó este fervor popular trayendo una imagen al templo (2 R.21:7-11). Considerada la diosa Luna y regidora de los astros, su culto incluía la prostitución ritual y la adivinación. La reputación entre las mujeres para adorar a Asera como una diosa de la fertilidad hacía que toda la familia estuviera involucrada en ello (Jer.7:18 y 44:15-25).

En justa medida (vv. 23-25). Castígame, oh Yahweh, más con juicio (v. 24). Jeremías reconoce su limitación y el castigo referido no de forma personal sino a la nación. Como Moisés en el pasado, el profeta intercede por su pueblo. Los judíos fueron restaurados después de la corrección. Los babilonios, sus verdugos, fueron posteriormente totalmente destruidos (Jer. 30:11)

Aplicación

La idolatría está en nuestra sociedad occidental y no solamente referida a grupos religiosos que veneran imágenes engañando al pueblo, sino también en la creación y adoración de falsas percepciones de la industria del entretenimiento.

Reflexión : Por tanto, amados míos, huid de la idolatría. (1 Co. 10: 14)

Por : José Solá

Viernes 29 DE ABRIL DE 2022

Mala memoria

Jeremías 11:1-17

Dios nunca prometió conceder bendiciones a sus criaturas racionales mientras persistirán en la desobediencia voluntaria. El perdón y la aceptación los promete generosamente a todos los creyentes; pero ningún hombre puede ser salvado sino obedecer el mandamiento de Dios al arrepentimiento, a la fe en Cristo, a apartarse del pecado y del mundo, a elegir la abnegación y a la nueva vida. En general, los hombres oyen a los que hablan de doctrinas, promesas y privilegios, pero cuando se menciona los deberes, no inclinan su oído” (Matthew Henry)

Exposición

Un pueblo olvidadizo (vv. 1-8). Oír las palabras de este pacto. Esta sección contiene el cuarto mensaje de Jeremías recordándoles que las antiguas estipulaciones aún están vigentes. Se sugiere la fecha 609 a.C. En el reinado de Joacim vasallo del Faraón Necao para este discurso (2 R. 23:31-37). Este pacto (v. 3) hacía referencia a las condiciones pactadas en el Sinaí y luego en tierra de Moab detalladas ampliamente en Dt. 28 al 30 por el que Israel tenía que decir al Señor y ser su pueblo, de tal modo y en contrapartida Yahweh sería su Dios y Canaán su tierra. Y respondí dije: Amén, oh Yahweh (v. 5). Amén es una palabra hebrea de sentimiento ante una proclama de veracidad o el deseo de que algo ocurra: que así sea. Se traduce como verdad o Dios de verdad (cf. Is. 65:16), mejor literalmente: Dios de amén, destacando la fidelidad y confiabilidad de Dios. Cristo aparece como aquel que es el Amén (Ap. 3:14).

Callejero de idolatría (vv. 9-13). Según el número de tus calles oh Jerusalén, pusiste altares de ignominia (v. 13). El culto idolátrico era omnipresente en las ciudades, calles y casas de Judá, impregnando toda acción y deseo. Los ídolos no solo eran vergonzosos, sino que llegaban hacer la esencia de toda vergüenza (Os. 9:10).

Prohibición chocante (vv. 14-17). Tú, pues, no ores por este pueblo (v. 14). No es la única vez que Yahweh prohíbe interceder por los réprobos (1 S. 15:35, 16:1 ; Ex. 32:10). Nuestro entendimiento deberá estar de acuerdo con Dios en todo lo que él hace, por difícil que nos parezca.

Aplicación

Tengamos presente que toda ofensa el Señor es también una calamidad para nosotros mismos

Oración : Señor, enséñame a hacer tú voluntad, porque tú eres mi Dios.

Por : José Solá

Sábado 30 DE ABRIL DE 2022

El enemigo en casa

Jeremías 11:18-23 y 12:1-6

Jeremías es natural de Anatot, es pueblo de la tribu de Benjamín asignado a los sacerdotes. (Jos. 21:18). Estaba situado a unos cinco km de Jerusalén. Fue el pueblo natal del sumo sacerdote Abiatar (1 S. 22:20-23).

Exposición

Complot al descubierto (vv. 18-23). Y Yahweh me lo hizo saber, y lo conocí (V. 18). De cómo se cocinan envidias y odios entre los vínculos familiares más próximo rebosa la historia de la humanidad (VV. 12:6 mT. 10:36 ). El sacerdote Abiatar había sido dispuesto por Salomón dando paso a la casa de Sadoc (1 R. 2:26, 27, 35). Esta ejerció desde entonces el predominio sacerdotal en Jerusalén. Las reformas del rey Josías (2 R. 25:5-8) y la proclama de Jeremías de la supresión de los santuarios locales, apuntaba a un supuesto favor a la orden sacerdotal imperante. Era fácil suponer la animadversión creada contra su paisano. El caldo estaba a punto. El refrán popular: destruyamos al árbol con su fruto (v. 19) nos habla de la determinación y alcance del propósito asesino.

La queja de Jeremías ¿Por qué es prosperado el camino de los impíos? (12:1-6). Su pregunta a Yahweh no es nada nuevo, Asaf, el salmista da testimonio que tal aparente contrasentido lo había puesto a punto de un naufragio espiritual (Sal. 73:2-3). También Jeremías está con los más valerosos y justo de toda generación que interpela la soberanía divina y es propio que sea así, pero Jeremías desea justificar adiós antes de conocer su proceder (v. 1).

El entrenamiento adecuado. Si corriste con los de a pie, y te cansaron… (v. 5). El profeta estaba haciendo ensayado en la prueba para superar dificultades mayores que le alcanzarían y que solo así podría entonces superar. La competencia ahora es contra hombres conocidos, luego sería contra lo desconocido y en el terreno inhóspito y proceloso del poder de los reyes de Judá.

Aplicación

Dios no está a merced de las interrogaciones humanas, máxime cuando en razón de nuestra limitación comprensiva nos enervan más por los inconvenientes que nos ocasiona que por un amplio sentido de justicia. Dios sabe y es justo. Este es el principio que operará en los creyentes para bien (Ro.8:28).

Pensamiento : ¿Será el hombre más justo que Dios? ¿Será el varón más limpio que el que lo hizo? (Job 4:17).

Por : José Solá

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia. Si continua navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies