Agosto

Domingo 01 DE AGOSTO DE 2021

Descubriendo las Escrituras

Hechos 1:15-26

Unas ciento veinte personas esperan la promesa de Jesús, ¿de qué forma?: Con oración y meditación en las Escrituras. De este modo, cada paso será impactante al comprobar que obedecen a Dios al tomar cada decisión.

​​Exposición

No sólo están orando, leyendo los salmos Pedro hace un importante descubrimiento en las Escrituras y lo comparte con sus hermanos poniéndose en pie. Todo es muy solemne a pesar de la sencillez del lugar. Pedro descubre que lo ocurrido con Judas no fue un imprevisto, dado que estaba profetizado. Reconoce que el Espíritu Santo es el autor de las Escrituras valiéndose de instrumentos humanos como el rey y profeta David, y que éste es un tipo que señala hacia Jesús, es decir, son textos mesiánicos (Sal. 69:25 y 109:8).

Muchos comentaristas afirman que los vv. 18-19 no son palabras de Pedro, sino una aclaración fruto de la investigación de Lucas. Judas se colgó (Mt. 27:5), esto implicaría dos posibles maneras de colgar en la época: la crucifixión o el empalamiento, que no podría hacer solo, salvo que se tirase de cabeza a una estaca puntiaguda. Otra posibilidad, que se colgase por los pies y cortase la cuerda. En cualquier caso, el cuadro muestra la brutalidad del pecado y el triste resultado de no aceptar a Jesús como Señor, ¡gran lección! Pedro no da importancia a estos detalles, pero sí al cumplimiento de la Escritura, reconociendo su responsabilidad en el avance del reino: es necesario un sustituto que haya recibido las enseñanzas de Jesús siendo testigo de su resurrección. Pedro se cuida de usar el sentido común para que el candidato sea el más idóneo posible. Hay dos hombres y utilizan el método del Antiguo Testamento para distribuir suertes (Pr. 16:33; Sal. 16:5-6). Dios ha repartido la suerte en Matías (24). Este método, no vuelve a mencionarse más después de Pentecostés al confiar en el Espíritu Santo.

​Aplicación

¿Cómo leemos las Escrituras? ¿Pensamos que ya lo sabemos todo? Dios espera que las leamos para escuchar su voz, y esto implica que continuamente descubriremos nuevos tesoros y sobre todo, nos interpelará a ponerla por obra. Cuando leemos la Palabra de Dios, o escuchamos la predicación de la misma, rápidamente percibimos que apela a nuestra conciencia y voluntad. Dios quiere que le sirvamos en obediencia y fe, pero usando también la mente, el sentido común.

Reflexión: Si alguien nos dice que Dios le ha hablado, consideremos cómo ha interpretado la Escritura y si su fe no está reñida con la razón.

Lunes 02 DE AGOSTO DE 2021

Una nueva cosecha

Hechos 2:1-13

Los judíos que vivían en un radio de treinta kilómetros de Jerusalén debían guardar la Pascua, Pentecostés o Fiesta de las Semanas y Tabernáculos. Pentecostés significa “quincuagésimo” (Lv. 23:15-21; Dt. 16:9-11), y hace referencia al día después de la Pascua que señalaba el principio de la cosecha. Dios capacita a sus siervos como sembradores del evangelio para recoger el fruto de almas.

Exposición

Otra vez se menciona el hecho de la unanimidad estando juntos (1, 1:14). Tienen el mismo propósito, y pasados diez días desde la ascensión de Jesús, el Señor escoge esta simbólica fecha en relación al comienzo de la cosecha de personas. Todo ocurre “de repente” (2), aunque para Dios no hay sorpresas. Algo similar al viento y al fuego que no quema, elementos propios de manifestaciones divinas en el Antiguo Testamento, hacen acto de presencia anunciando el derramamiento del Espíritu Santo. Dios habló a Job desde un torbellino, sopló para secar el mar cuando Israel salió de Egipto, y Jesús hizo referencia al Espíritu Santo ejemplificado por el viento (Jn. 3:8). El fuego no consume una zarza ardiente que ve Moisés, sirve de guía en la nube de noche que ve Israel en el desierto, y hay fuego en Sinaí porque Dios es fuego consumidor (He. 12:29). Estos elementos muestran que se cumple la profecía de Joel (Jl. 2:28-32), y pronto comienzan a hablar en lenguas reconocidas por los oyentes, aunque desconocidas para ellos hasta ese momento. Es la antítesis de la maldición de Babel; aquello produjo separación, esto permite anunciar la reconciliación en Cristo Jesús.

Aplicación

Muchos hombres aquel día pasaron de la confusión al asombro y temor, siempre es así cuando Dios muestra su poder. En ese momento hay muchos visitantes en Jerusalén, judíos procedentes de diversas diásporas, todos presentes para escuchar en su lengua materna y cercana “las maravillas de Dios” (11). Así debe ser con nosotros también, llenos de la presencia del Espíritu Santo, tenemos que anunciar a las naciones las grandes obras de Dios. Para ser más efectivos, hay que apoyar a los hermanos que traducen la Biblia a todas las lenguas y dialectos.

Meditación: El evangelio contiene noticias buenas, maravillosas y asombrosas porque Dios salva a los hombres que creen en el Mesías crucificado que ha resucitado. La persona de Jesús sólo puede producir admiración y adoración.

Martes 03 DE AGOSTO DE 2021

Actuación de la Trinidad

Hechos 2:14-21

Dios Padre reveló a Joel los hechos que vemos hoy. Dios Espíritu Santo sería derramado para que invocasen el nombre del Señor, el Dios Hijo, para ser salvos (21). Pedro conoce de memoria la cita de Joel en la Septuaginta (Jl. 2:28-32). Es importante memorizar la Biblia porque nunca sabemos cuándo tendremos la oportunidad de predicar el evangelio.

Exposición

Las burlas van en aumento, Satanás hará su papel, pero Pedro actúa como portavoz de los doce con sabiduría, mansedumbre, y sin entrar en polémicas, explica que a las nueve de la mañana tanta gente no se puede haber concentrado para beber y hablar en público ¡cuánto ha cambiado! Después como pregonero desarrolla un modelo de proclamación apostólica (kêrygma). Estos acontecimientos se desarrollan en los “postreros días” (17), desde la primera venida de Cristo hasta su retorno. El hecho de que se “derrame” el Espíritu, tiene que ver con abundancia de gracia, y “toda carne”, el carácter universal. No hay distinción de edad, sexo y clase social para ser salvos. El reino de Dios no está restringido a un solo pueblo tampoco, y la prueba de ello son las lenguas representativas de todas las naciones y la confirmación del programa divino por medio de señales que culminarán “el día del Señor” (20).

Quien no reconozca que Dios sólo salva por medio de Cristo e invoque su nombre, se condenará. El verbo “epikaleo”, invocar (21), es llamar en favor de uno mismo, es decir, implica un reconocimiento de autoridad, majestad, y poder de la persona a la que se llama. La salvación de Dios es gratuita para todo aquel que cree, pero requiere un sometimiento total a Dios. De esta forma, muchos salvos profetizan (hablan en nombre de Dios). La obra del Espíritu Santo continúa produciéndose en la vida de los salvos que han renunciado a todo por Cristo y que entienden su misión evangelizadora.

Aplicación

Vivimos en los últimos tiempos, una época de gracia donde todavía los hombres pueden arrepentirse de sus pecados e invocar el nombre de Cristo. Nosotros somos los voceros de Dios. A veces nos tomarán por borrachos, locos o cantamañanas, pero quien ha conocido a Cristo ya no vive en la confusión. Tenemos un gran privilegio, anunciar las virtudes de nuestro amado Salvador en el poder del Espíritu Santo (1 P. 2:9-10).

Oración: “Señor, quita de mi todo temor para anunciar tu nombre, con el fin de que muchos puedan invocarte y adorarte con sus labios siendo tus hijos”.

Miércoles 04 DE AGOSTO DE 2021

El propósito eterno

Hechos 2:22-36

Los vv. 22-24 contienen uno de los pasajes cristológicos más claros del N.T., y revelan con claridad el “determinado consejo y anticipado conocimiento de Dios” (23), o propósito eterno. La historia de la redención ha sido escrita por Dios de principio a fin.

Exposición

Cristo era el único acreditado, o aprobado, para la obra a realizar (22), y en el libro de Apocalipsis es el único digno de abrir los sellos, porque fue inmolado y con su sangre redimió de todo linaje y lengua y pueblo y nación (Ap. 5:9). El pueblo sabía a quién se refería Pedro: Jesús de Nazaret quien había realizado milagros, prodigios y señales (tres palabras en la Biblia para actos sobrenaturales) en beneficio de ellos, pero al que habían pedido crucificar a gritos (Lc. 23:21). Es posible que alguno de los presentes participase de esta escena. Los judíos pidieron la muerte de Jesús en complicidad con manos de inicuos, es decir, hombres no sujetos a la ley mosaica, soldados romanos gentiles. Sin embargo, la resurrección evidenció que el Padre no abandonó su alma en el infierno y aceptó ese sacrificio esperado por Él, para satisfacer su justicia. Los dolores de la muerte representados por un parto, concluyeron (24).

Todo estaba preparado como había sido profetizado por el salmista David. El Sal. 16:8-11, por tanto, no podía aplicarse a él puesto que sólo Cristo no vio corrupción. Dios le había prometido a David un descendiente permanente en su trono (2 Sam. 7:11-16), y Cristo hizo ese trono eterno al sentarse en él. Ahora Cristo está exaltado a la diestra del Padre, posición de autoridad y victoria, en el lugar que le corresponde eternamente (Sal. 110:1). Con razón David pudo decir antes de morir que Salomón no era el candidato definitivo (2 Sam. 23:3-6).

Aplicación

Ya sabemos cuál es la posición de Jesús y el precio: soportar los dolores de la muerte, pero ¿cuál es nuestra posición? A causa de su muerte, estando muertos en pecados, nos amó, nos dio vida juntamente con Cristo por gracia, y nos hizo sentar en los lugares celestiales con Cristo Jesús (Ef. 2:4-6). ¿Se puede pedir más? ¿No merece Dios nuestra permanente gratitud y adoración por medio de nuestras vidas?

Pensamiento: Cristo tuvo que dejar una tumba vacía para llenar por la fe nuestros corazones.

Jueves 05 DE AGOSTO DE 2021

Cambio de mente

Hechos 2:37-47

No hay duda de que Pedro predicó en el poder del Espíritu, fue espontáneo, pero el Espíritu le recordó lo que tenía que decir y Pedro mostró un conocimiento profundo de los textos del A.T. Los oyentes entendieron el mensaje con facilidad y el Espíritu Santo les convenció de pecado (Jn. 16:8-9).

Exposición

La multitud se compungió de corazón, o expresado de otra manera: su corazón fue perforado. La Palabra de Dios, viva y eficaz rasgó sus corazones y sacó a la luz todo lo que en ellos había (He. 4:12). No pudieron soportarlo más, Dios tenía que enderezar sus sendas. Además del mensaje, Pedro les trató con cariño como a “hermanos” (29), y ellos respondieron de la misma manera preguntando qué debían hacer (37). La respuesta era sencilla, pero el paso a dar no, porque requería una transformación total de vida y rumbo: arrepentimiento (metanoia) para perdón de pecados. Esto es un cambio de mentalidad sobre Cristo que produce un cambio de conducta traducido en buenas obras, una vez recibido el Espíritu Santo. Los que dieron la bienvenida al mensaje (41), fueron bautizados, testificando de su fe.

¡Qué momentos tan emocionantes! En poco tiempo muchos hermanos comparten lo que tienen. Eso no quiere decir que se queden sin nada inmediatamente, sino que saben hacer un uso más correcto de sus bienes, entendiendo que muchas cosas eran más necesarias para otros (45). El testimonio dejaba asombrados a las personas a su alrededor (43). Comían con gozo y sencillez de corazón, cada día celebraban la mesa del Señor comiendo en las casas, y acudían a orar al templo (46). Con el tiempo, el partimiento del pan se pasó al domingo. No cesaban de alabar al Señor, y éste edifica su iglesia, así se añadían los que iban siendo salvos (47).

Aplicación

Ya sabemos el impacto que produjeron estos acontecimientos en aquella sociedad, pero ¿y en nosotros? ¿Cómo es nuestra predicación del evangelio? Hay que preguntar si tiene el fuego de estos versículos, y si es inteligible para los oyentes. Hay algo que no ha cambiado: seguimos viviendo en medio de una generación perversa (40), y muchos rechazan el mensaje de la cruz de Cristo. Sin embargo, si vivimos el evangelio con alegría y sencillez de corazón, no podrán negar la obra del Espíritu Santo en nosotros, y esto tendrá que hacerles recapacitar.

Pensamiento: “La Palabra de Cristo more en abundancia en vosotros, enseñándoos y exhortándoos unos a otros en toda sabiduría, cantando con gracia en vuestros corazones al Señor con salmos e himnos y cánticos espirituales” (Col. 3:16).

Viernes 06 DE AGOSTO DE 2021

Caridad o gracia

Hechos 3:1-10

Un hombre impedido será el instrumento usado por Dios para que más personas le adoren, Dios usa nuestras limitaciones para su gloria ¡Así es el poder de Dios!

Exposición

Pedro y Juan tienen una costumbre, orar asiduamente en el templo y deciden ir juntos. No dudemos en buscar compañeros de oración, será una bendición para nosotros. La puerta que se menciona es difícil de identificar, pero podría ser la de Nicanor, la más bella según el historiador Josefo. Cuando van a entrar al templo hay algo que para muchos afearía la foto turística, un paralítico al que muchos verían frecuentemente, y que tiene una malformación congénita posiblemente en ambas piernas, dado que tenían que llevarle hasta allí. Hoy este cojo se ha decidido a pedir caridad para que Dios muestre su gloria, y espera unas migajas por medio de algunas monedas. Pero en su lugar, recibirá la gracia de Dios (charis), también un regalo inmerecido, pero no algo que sobra, sino fundamentado en aquel que nos salva de pura gracia por medio de la preciosa sangre de Cristo, mucho más valiosa que el oro (1 P. 1:18-19).

Pedro y Juan van más allá de la necesidad social, también necesaria. Este hombre tiene que mirarles, lo cual indica que alimentaron su esperanza, pero seguro que no esperaba tanta misericordia, y tampoco tenía la constancia de que Dios mismo estaba obrando utilizando a dos siervos. Desde ahora en adelante, podría valerse por si mismo reconociendo que Dios no sólo quería su sanidad física, sino su sanidad espiritual. La palabra “levántate” (6) no aparece en los mejores manuscritos, pero sí “En el nombre de Jesucristo el nazareno, ¡anda!”. Una mano se dirige a él, y la inmediatez de la sanidad muestra que fue una verdadera señal de parte de Dios también para todos los curiosos. Este hombre no solo andaba, ya saltaba y sobre todo ¡alababa a Dios! Su enfoque y fe eran correctos.

Aplicación

El Señor no nos ha dado una lastimera limosna, nos ha entregado por amor a su propio Hijo; no ha escatimado lo más valioso, así que ¿cómo no nos dará con Él todas las cosas? (Ro. 8:32). A la hora de pedir, es importante distinguir cuándo buscamos la gloria de Dios porque en el libro de los Hechos no vemos a Pedro y Juan pedir en beneficio propio, sino vivir por fe buscando la gloria de Dios, y atendiendo a las necesidades de los oyentes, sobre todo las espirituales.

Oración: “Señor, todo lo que somos y tenemos procede de ti. Sólo Tú eres digno de recibir nuestra alabanza porque por tu voluntad has creado todas las cosas, y por gracia somos salvos, por medio de la fe y esto es un regalo tuyo” (Ef. 2:8).

Sábado 07 DE AGOSTO DE 2021

Aprovechando la oportunidad

Hechos 3:11-26

Todo lo que ocurre en nuestra vida tiene un propósito, y siempre hemos de preguntarnos qué tiene que ver con el avance del reino de Dios. Pedro y Juan comprendieron inmediatamente que Dios les estaba dando una oportunidad inmejorable para predicar el evangelio.

Exposición

El que había sido paralítico, no suelta las manos de Pedro y Juan (11), pero esta vez no por una necesidad física para sostenerse, sino emocional. Está agradecido, y un fuerte vínculo se ha producido entre ellos a causa del poder de Dios. Ante la cantidad de gente que se arremolina, se trasladan a un lugar espacioso, el pórtico de Salomón. El pueblo está atónito, así que los apóstoles aclararon que el poder pertenece a Dios, no se atribuyen el milagro para beneficio de su imagen personal como hace algunos milagreros. Tampoco manipulan los sentimientos de los oyentes con teatro, sino que de forma muy respetuosa se dirigen a ellos como “varones israelitas” (12). El Dios de sus padres ha glorificado a su Hijo Jesús, por tanto, es el Mesías sufriente del que hablaba el profeta Isaías y que los judíos atribuyen a Israel como siervo (Is. 53:3, 11). Ellos le habían rechazado, y la ignorancia no quita su responsabilidad; su error se mostró al ser confirmada la resurrección, y también por medio de los milagros que se siguen haciendo en su nombre.

Una vez aclarado quién es Jesús, lo único que pueden hacer es arrepentirse y convertirse (19), es decir, “volverse a Dios”, tal y como Dios mismo pidió a Israel tantas veces en el A.T. por medio de sus profetas (Is. 9:13). Dios había revelado a Moisés que levantaría un profeta que enlazaría con la promesa de bendición dada a Abraham (Dt. 18:18-19). Todo encajaba a la perfección, Cristo es superior a Moisés. (He. 3:3-6).

Aplicación

Esta sociedad materialista sólo ve oportunidades en las rebajas de los grandes almacenes, pero los creyentes no tienen su vista sólo en lo terrenal, sino en las cosas de arriba, donde está Cristo sentado a la diestra de Dios (Col. 3:1). Pidamos al Señor que por su Espíritu, nos haga tener los ojos bien abiertos para no desaprovechar las oportunidades de predicar el evangelio. Nada ocurre por casualidad, y nosotros somos meros instrumentos, siervos inútiles (Lc. 17:10).

Pensamiento: “Compórtense sabiamente con los que no creen en Cristo, aprovechando al máximo cada momento oportuno” (Col. 4:5, NVI)

Domingo 08 DE AGOSTO DE 2021

En ningún otro hay salvación

Hechos 4:1-12

A la caída del sol, Pedro y Juan serán arrestados. Si el milagro tuvo lugar sobre las tres de la tarde, estuvieron unas tres horas predicando a la multitud, y posiblemente contestando a preguntas. El denuedo con el que hablaban por medio del Espíritu Santo y el milagro realizado, convencieron a muchos oyentes, pero Satanás no está quieto.

Exposición

Los líderes judíos están “resentidos” (2), no por el milagro del cojo, sino porque perdían el favor del pueblo como había ocurrido con Jesús, y se reproducía un problema que creían acabado con su muerte. Nada más lejos de la realidad. El sanedrín manda a la flor y nata a bombo y platillo por medio del jefe de la guardia del templo, con el fin de atemorizar a la multitud. Este cargo era denominado “sagán”, y lo ocupaba una de las personas más influyentes de las familias sacerdotales. A continuación, se llevan a Pedro y Juan para juzgarles al día siguiente. Los saduceos también están a la cabeza (1), ellos no creen en la resurrección, y ésta es un argumento clave del mensaje predicado por los apóstoles.

El Sanedrín lo componían setenta miembros más el sumo sacerdote. Entre éstos hay fariseos, escribas, saduceos y ancianos de las familias más importantes de los judíos. Éstos quieren saber algo de vital importancia: “¿Con que autoridad, o en qué nombre, habéis hecho vosotros esto?” (7). La respuesta será inmediata, y está a cargo del Espíritu Santo como Jesús les había dicho (Mt. 17-20), aunque sea Pedro el que habla (8). Con valor declara la responsabilidad del Sanedrín al crucificar a Cristo y la resurrección que no preveían. Ahora, por medio de la sanidad de un cojo, hay una prueba más sobre la mesa, y los apóstoles actúan en el poder del Mesías quien sigue haciendo los mismos prodigios (10). Este Jesús es la piedra reprobada anunciada por los profetas, es decir, la misma interpretación de la Escritura que explicó Jesús (Sal. 118:22; Mt. 21:42).

Aplicación

A medida que nos comprometemos más en la obra del Señor, Dios abre puertas y el enemigo prepara dificultades. Sin embargo, todo está planificado por Dios, no estamos solos, y hablamos en su nombre sabiendo que toda potestad le pertenece ha Jesús en el cielo y en la tierra (Mt. 28:18; 20). No hay credenciales mayores que estas en todo el universo. Por tanto, los hombres tienen que escuchar la Palabra de Dios predicada por sus siervos, para salvación o condenación: “No hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos” (12).

Pensamiento: “Porque hay un solo Dios, y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre, el cual se dio a sí mismo en rescate por todos, de lo cual se dio testimonio a su debido tiempo” (1 Ti. 2:5-6)

Lunes 09 DE AGOSTO DE 2021

No podemos callar

Hechos 4:13-22

La pelota está en el terreno del Sanedrín, Pedro y Juan han sido claros como lo fue Jesús cuando fue juzgado ante el Sanedrín. La historia se repite, el nombre de Jesús sigue siendo predicado ¿qué decisión tomarán?

Exposición

Los líderes llegan a una conclusión: “no lo podemos negar” (16). La señal de un cojo sanado es manifiesta y se ha realizado en el nombre de Jesús, pero esta señal mesiánica no les preocupa en absoluto. Lo único que les importa es la divulgación de esto y que el asunto se les vaya de las manos (17). Por tal motivo, amenazan a Pedro y Juan, pero éstos les explican que no pueden desobedecer a Dios (19). Este principio ha sido una referencia para los creyentes durante siglos. En cuestiones de fe, (no se está hablando de deberes civiles), hay que obedecer a Dios aunque los hombres quieran impedirlo. Cristo lo expresó de otra manera: “Dad, pues, a César lo que es de César, y a Dios lo que es de Dios” (Mt. 22:21). Además, es interesante que en ningún momento niegan la resurrección de Jesús. Los líderes fueron testigos del informe de la guardia romana que custodiaba el cuerpo de Jesús e intentaron callarles (Mt. 28:11-15).

El resumen de la actitud de los apóstoles es contrario al de los líderes judíos, aunque el enunciado comience de la misma manera: “No podemos dejar de decir” (20). Unos quieren taparlo todo, otros sacarlo a la luz (Jn. 3:19-21). Esta es la misión de la iglesia, ser testigos de Cristo. Precisamente, la palabra que se emplea en el N.T. para testigo y mártir es la misma (martus). Un testigo tiene que estar dispuesto a pagar el precio que implica ser fiel a la verdad, aunque esto signifique llegar a ser un mártir. En esta ocasión las autoridades no encontraron cargos contra ellos y prefirieron soltar a los prisioneros, el pueblo entendió que como en el caso de Jesús, eran inocentes.

Aplicación

“Les reconocían” (13). En seguida comprendieron quiénes eran seguidores de Jesús. Eran reconocibles, y además tenían autoridad al hablar como Jesús aunque no pertenecían a las escuelas rabínicas, es decir, no tiene nada que ver con analfabetismo como algunos predican erróneamente. Los títulos (incluidos los religiosos), no implican que un creyente hable con autoridad de la Biblia. La meditación y comprensión de las Escrituras se produce a base de estudiar la Biblia y que el Espíritu Santo nos haga entenderla. Así reconocerán si andamos en la presencia de Dios. Es una pena que hoy, en ocasiones, prestemos más atención a ayudas pedagógicas antes que al propio texto bíblico, y esto puede producir un auténtico analfabetismo bíblico.

Pensamiento: “¡Oh, cuánto amo yo tu ley! Todo el día es ella mi meditación” (Sal. 119:97)

Martes 10 DE AGOSTO DE 2021

La oración contestada

Hechos 4:23-31

Pedro y Juan se reúnen enseguida con su familia espiritual. Allí están aquellos que viven en la misma dinámica que ellos, y que por tanto, entenderán lo que ha pasado y darán gloria a Dios. Los no creyentes les hubiesen aconsejado abandonar y no buscarse más problemas.

Exposición

La respuesta de la iglesia es alzar su voz con unanimidad nuevamente (cf. 1:14; 2:1). Parece que alguien se convierte en el portavoz de una comunidad que tiene una sola voz. Cada paso que dan está basado en las Escrituras, ahora en el Salmo 2. Usan esta cita aplicada a pueblos y líderes gentiles, e incluyen también a los líderes de Israel entre los necios que se han apartado de Dios aunque sean los representantes religiosos del pueblo, ¿no ocurre lo mismo con tantas religiones? Dios es el Soberano Señor (24), y nada está ocurriendo sin su predestinado designio divino (28, cf. 2:23), pero el hombre libremente decide amotinarse contra su Santo Hijo Jesús (27).

La iglesia necesita valor, las amenazas son reales y ya han visto la crueldad que infringieron a Cristo Jesús. Hay mucha gente en la calle que está esperando a que sus siervos prediquen su Palabra, y hace falta que no se echen atrás. Ante tal situación, sólo se puede hacer una cosa: orar. Su propósito es desobedecer a las autoridades en cuestiones de fe para actuar como instrumentos de Dios. Es decir, esperan su respaldo para continuar en la misma línea cueste lo que cueste. Quieren predicar con denuedo (29), y que se hagan más señales y prodigios teniendo claro que es “mediante el nombre de su Santo Hijo Jesús” (30).

Aplicación

Hay una petición para predicar el nombre de Cristo a todo el mundo, es decir, la voluntad revelada por Dios en su Palabra para sus hijos. ¿Cuánto tarda Dios en contestar? Ante tal petición, nada. Además, El Espíritu Santo vuelve a darles plenitud para cumplir con su propósito (31). En ocasiones la respuesta tarda porque es la voluntad de Dios, o porque pedimos mal de forma egoísta (Stg. 4:3). De lo que no podemos dudar, es que Dios está atento a nuestras oraciones esperando que pidamos conforme a su voluntad colaborando en el avance de su reino.

Oración: “Señor, concede a tus siervos el proclamar tu palabra sin temor alguno” (4:29, NVI)

Miércoles 11 DE AGOSTO DE 2021

Abundante gracia

Hechos 4:32-37

Lucas insiste nuevamente en la unanimidad, ahora no se muestra como una sola voz (24), sino como un solo corazón y alma sin egoísmo (32). A diferencia de Caín, ellos se sienten responsables de sus hermanos (Gn. 4:9). Los versículos que se exponen sirven de introducción para entender los acontecimientos del siguiente capítulo sobre Ananías y Safira.

Exposición

Una de las manifestaciones del fruto del Espíritu es la bondad (Gá. 5:22). El evangelio que están predicando produce obras que agradan a Dios. El apóstol Santiago lo expresa de la misma manera: si algún hermano está desnudo y no le damos lo que necesita, ¿de qué sirven nuestras palabras? Esta clase de fe sin obras, está muerta en sí misma. (Stg. 2:14-17). De una forma libre, a medida que se presentaban necesidades delante de ellos, mostraban una actitud coherente con su fe. Además, reconocen la autoridad de los apóstoles y confían en ellos entregándoles el dinero de la venta de sus bienes para que se encarguen de repartirlo según la necesidad, esto garantizaría el anonimato (Mt. 6:4). Nadie estaba obligado a hacer esto, exponerse con el riesgo de no tener tanto acumulado en época de crisis como así ocurrió cuando después vino hambre sobre Jerusalén (cf. 11:27-29). Pero más adelante, también aprendieron a vivir con las ofrendas que llegaron a causa del mismo corazón de otros hermanos. Esta clase de economía en la cual se “liberan bienes”, hizo que el Señor derramase abundante gracia (33), así fueron enriquecidos. ¿Hay mayor riqueza?

El resultado de todo esto es que no había ningún necesitado entre ellos (34). Un ejemplo sobresaliente es el de Bernabé, al que por su carácter dejaron de llamar José. Su sobrenombre es: “hijo de consolación”, y en los próximos capítulos veremos que se debía a su corazón de pastor. La bondad no se muestra solamente en relación al dinero, porque algunos pueden dar sólo lo que les sobra, sino en una vida que está pendiente del prójimo en todos los aspectos (Gá. 6:9-10).

Aplicación

El botón de muestra que vemos en Jerusalén, nos hace entender que los males que vivimos en este mundo no se deben a que Dios haya dado recursos escasos a los hombres, sino a que en muchas ocasiones el hombre malgasta lo que tiene sin pensar en aquellos que lo necesitan más. Dios nos ha dado todo por medio de su Hijo, y espera que tengamos una actitud de perdón y generosidad hacia otros; ejemplo de esto fueron los macedonios (2 Co. 8:1-5). Esto no quiere decir que demos sin cabeza, el orden es necesario para ser buenos administradores.

Pensamiento: “Porque conocéis la gracia de nuestro Señor Jesucristo, que siendo rico, sin embargo por amor a vosotros se hizo pobre, para que vosotros por medio de su pobreza llegarais a ser ricos” (Co. 8:9, LBLA)

Jueves 12 DE AGOSTO DE 2021

La gravedad del pecado

Hechos 5:1-11

Lucas narra los acontecimientos sin dejarse lo malo en el tintero. Más realismo imposible. El pecado está siempre a la puerta, Satanás no deja de acechar, y ante la desfachatez de intentar engañar a Dios, el juicio es inmediato.

Exposición

En el relato anterior Bernabé hizo algo que llamó la atención de muchos: vender su heredad para las necesidades de la obra de Dios (37). Ananías y Safira le imitan, pero hay una actitud de intentar quedar bien con engaño al guardarse una parte de la venta. El concepto que este matrimonio tiene de Dios no puede ser más pobre. Creen que Dios permanecerá callado, pero los apóstoles saben todo por medio del Espíritu Santo. ¡Cuántas veces Dios pone en nuestro corazón asuntos sin que hasta ese momento supiésemos nada! No estaban obligados a vender, pero hipócritamente intentaron quedar bien y engañar a Dios. Como ocurre con Acán o la asamblea de Corinto, la muerte es el veredicto divino en un acto eclesial disciplinario y ejemplarizante (Jos. 7; 1 Co. 5:5; 11:30, 1 Jn. 5:16). Los apóstoles toman el papel de jueces y lanzan la pregunta: ¿Por qué le siguieron el juego a Satanás? (3). Esto ocurrió con Adán y Eva en Edén (Gn. 3:13). No hay excusas posibles, y ¡Horrenda cosa es caer en manos del Dios vivo! (He. 10:31).

Lamentablemente, en la iglesia del Señor algunos trabajos son tristes y penosos. Fue un día muy duro para la iglesia, pero el pecado no puede campar a sus anchas en la obra del Señor, y no admite disculpa alguna. A los jóvenes les tocó una triste tarea: enterrar el cuerpo de Ananías. Dios les dejó unas tres horas para terminar, y acto seguido nada más entrar se llevaron el cuerpo de su esposa (10). Todo está controlado por el Soberano. De esta manera, se produjo lo mismo que en Sinaí según lo previsto por Dios: santo temor (11, cf. Ex. 20:18-19).

Aplicación

Dios no relativiza el pecado. Dios perdona al pecador que se arrepiente, nunca rechaza al corazón contrito y humillado (Sal. 51:17), pero no admite la burla. Decir que somos sus hijos y actuar impunemente pecando permanentemente, tarde o temprano requerirá que medidas urgentes. Dios espera que en su iglesia viva en santidad (Gá. 6:7; 1 P. 1:15-17).

Pensamiento: “No os dejéis engañar, de Dios nadie se burla; pues todo lo que el hombre siembre, eso también segará” (Gál. 6:7, LBLA)

Viernes 13 DE AGOSTO DE 2021

¿Somos molestos?

Hechos 5:12-21a

Las señales no cesaban, y en estos textos vemos claramente que su auge guarda relación con el ministerio apostólico para que crean en Jesús, no únicamente para dar salud mejor que la Seguridad Social. Pero esto encela a aquellos que desean tener el monopolio del fervor popular, tienen miedo de que su “tinglado” se venga abajo.

Exposición

El grupo de los doce que permanece unánime (12) es encarcelado por las autoridades judías que no aguantan más. El pueblo les sigue como a Jesús, y el mensaje de la resurrección irrita profundamente a los saduceos. “Los demás” (13), es una expresión que podría referirse a los que no creen, y que por tanto, no quieren identificarse de ninguna manera con los creyentes. La disciplina de Ananías y Safira evitaría que muchos se juntaran con los creyentes fingiendo para obtener algún beneficio. La iglesia crecía sin rebajar la ética, y esto hacía que la sociedad entendiese que los principios de la Palabra de Dios se vivían con integridad por parte de los creyentes, y Dios estaba con ellos. La gente pensaba que tan solo la sombra de Pedro sanaría a sus seres queridos porque el Señor actuaría conforme a la fe del apóstol (15).

La respuesta de los líderes judíos era bien distinta a la del pueblo. Ellos veían rivalidad, todo es carnal. La envidia y los celos son muy dañinos, y esta era la motivación de sus acciones (17). Todos los apóstoles son encarcelados, y parece que quieren cortar su ministerio de raíz mediante un escarmiento público (18). Sin embargo, siguen sin tener en cuenta el poder de Dios, y un ángel libera a los prisioneros para decirles que continúen con su misión. Dios es el Señor de la Historia. Por tanto, siguen evangelizando públicamente, pero esta vez no se preocupan tanto como en el primer encarcelamiento de Pedro y Juan (4), todo se vive con naturalidad.

Aplicación

A veces nos preguntamos por métodos de crecimiento de iglesia, pero en lugar de pensar tanto en tácticas que en muchas ocasiones son artificios humanos, aprendamos que es importante vivir la Palabra de Dios sin rebajar sus exigencias y denunciando el pecado. Además, no hay que cesar de predicar el evangelio a precio del rechazo más cruel. El Señor se encargará de poner las cosas en su sitio, suya es la venganza (He. 10:30).

Reflexión: “Los cristianos originales se reunían donde todo el mundo pudiera verlos. Se sabía lo que había pasado con los apóstoles, y lo que podía pasarles; pero ellos estaban decididos a mostrarles a todos a Quién pertenecían y por qué se mantenían firmes” (Barclay)

Sábado 14 DE AGOSTO DE 2021

Obediencia a su nombre

Hechos 5:21b-33

Por la mañana se reúne el Sanedrín al completo y buscan el apoyo de los ancianos de Israel, que pueden ser los representantes de los consejos de las ciudades o de las sinagogas (21). El asunto es muy importante.

Exposición

Cuando el Sanedrín cree tenerlo todo controlado, se quedan con cara de estar en fuera de juego, porque los prisioneros no están en la cárcel. Los líderes van a quedar muy mal después de haber convocado a los más ilustres personajes de Israel, salvo que los apóstoles de buena gana acepten ser juzgados ¿Quién tiene el control de la situación? Los doce apóstoles con total tranquilidad aceptan dar explicaciones para que todo el mundo vea públicamente su deseo de dar testimonio también a las autoridades. Rápidamente, el Sanederín muestra su malestar y usa de forma despectiva el nombre de Jesús. Les prohibieron enseñar en su nombre (3:18), no aceptan su doctrina que incluye la resurrección, y menos que hablen de su responsabilidad en la crucifixión para que el pueblo se les eche encima; quieren parecer inocentes públicamente aunque urdieron el plan de prenderle y matarle (28). Su corazón es de piedra.

Pedro, nuevamente se erige en portavoz y no tiene pelos en la lengua. Él siguió el proceso de Jesús y sabe quiénes tomaron la iniciativa hasta colgarle en un madero (30). Pero en contraste con el desprecio hacia su persona por parte de los líderes judíos, el Padre le ha exaltado con su diestra de poder por Príncipe y Salvador. Es el tiempo de arrepentirse para perdón de pecados (32). Ellos son testigos por si alguien tiene dudas, y el Espíritu Santo corrobora su declaración porque ha sido derramado sobre los que le obedecen. De esta manera, Pedro está dándoles a entender que tienen que arrepentirse si quieren ser perdonados por Dios. La respuesta del Sanedrín es de furia hasta matarles (33).

Aplicación

Pedro ha repetido el principio de obediencia a Dios en cuestiones de fe (29, cf. 4:19), a pesar de la prohibición de las autoridades. No se está hablando de deberes civiles (1 P 2:13-14; Ro. 13:1-8; Tit 3:1). El mensaje es claro: predicar en el nombre de Jesús arrepentimiento y perdón de pecados (Lc. 24:47). Por lo tanto, al hacer esto, cumplen con la voluntad de Dios. Si nosotros predicamos en el poder del Espíritu Santo, tarde o temprano habrá personas a nuestro alrededor que se enfurezcan porque estamos apelando a sus conciencias mostrándoles que incluso, aunque parezcan religiosos, no se han sometido a Dios.

Pensamiento: “Pero Dios, habiendo pasado por alto los tiempos de esta ignorancia, ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan” (Hch. 17:30)

Domingo 15 DE AGOSTO DE 2021

Obra de Dios

Hechos 5:34-42

La situación no puede ser más tensa, la cuerda se va a romper por algún sitio, es entonces cuando ocurre algo inesperado. Un solo hombre es suficiente para reconducir esta situación pacíficamente.

Exposición

Hay un observador sentado con los demás al que los judíos respetan por su sabiduría, Gamaliel. Según el Talmud, este doctor judío era nieto de un rabino muy conocido, Hillel, y llega a ser “rabbán”, título superior al de “rabbí”. Saulo de Tarso fue su discípulo aventajado. Gamaliel deja a los apóstoles fuera para evitar una confrontación en este momento. Ya habían acumulado dos experiencias anteriores con un tal Teudas y Judas el Galileo que no quería pagar tributo a los romanos. Cuando estos fueron muertos, el problema se acabó, pero no es el caso de Jesús de Nazaret. Gamaliel intuye que Dios está detrás de todo, pero tampoco quiere reconocerlo abiertamente, prefiere seguir en el sistema, y tan sólo dejar caer la posibilidad de que lo ocurrido puede ser obra de Dios (38-39). Es triste que alguien de su sabiduría no se dedicase a indagar como Lucas acerca de todo para comprobar que estaban luchando contra Dios como le ocurrió a su discípulo Pablo tiempo después (9:5). Mucha gente hoy también sigue dentro de sistemas religiosos por comodidad, aun sabiendo que no escuchan la voz de Dios.

Después de esto, les azotaron, o más literalmente, les despellejaron probablemente con 39 latigazos. Los apóstoles salen gozosos, ¿alguien lo entiende? Claro que sí, es un honor padecer por el nombre de Cristo, y sabían que la persecución era signo de estar haciendo su voluntad por causa de su nombre (Mr. 13:9).

Aplicación

Bienaventurados sois cuando por mi causa os vituperen y os persigan… Gozaos y alegraos, porque vuestro galardón es grande” (Mt. 5:11-12). De esta forma, no sólo estaban alegres, sino que no cesaban de enseñar la Palabra de Dios en todas partes (42). Cuando se presentan dificultades en la obra de Dios, a veces, quedamos desconcertados, sin entender que la oposición de Satanás es algo normal.

Pensamiento: “Porque a vosotros os es concedido a causa de Cristo, no sólo que creáis en él, sino también que padezcáis por él” (Fil. 1:29)

Lunes 16 DE AGOSTO DE 2021

Problemas internos

Hechos 6:1-15

La iglesia en Jerusalén crece, han pasado problemas que se han producido desde afuera, pero en tiempo de bonanza es cuando comienzan a mirar hacia adentro y surge la murmuración. A más personas, lo bueno y también lo malo, se multiplica.

Exposición

En la iglesia de Jerusalén había judíos que dominaban mejor diferentes lenguas. Esto suele producir grupúsculos que se centran en su idiosincrasia. Las afinidades en la iglesia, y las culturas, nunca deben producir divisiones. La obra social se administraba mediante mesas de dinero para cubrir las necesidades. Los hebreos eran judíos nacidos en Palestina que dominaban más el arameo, los helenistas judíos de la diáspora que dominaban mejor el griego. Las viudas difícilmente tendrían ingresos salvo que continuasen con el negocio de sus difuntos maridos, y el grupo de los helenistas que sería más minoritario, se quejó de la desatención de sus viudas. En lugar de tratar el problema con franqueza, murmuraron.

Los doce apóstoles hacen notar que deben dedicarse a lo más importante: el ministerio de la Palabra (4), y dictan unas cualidades para que busquen a siete candidatos. Es interesante que se escogen hombres que por los nombres, parecen sobre todo de origen helenista, es decir, de los minoritarios. Fueron maduros para evitar más problemas escogiendo a hombres sabios, de buen testimonio y llenos del Espíritu Santo, para una determinada función. Superada la tesitura, los problemas inmediatos nuevamente tienen que ver con la persecución, en este caso de Esteban. Algunos judíos de habla griega, hombres liberados que en su día fueron esclavos, la mayoría procedentes de Egipto (Cirene y Alejandría), ante la imposibilidad de refutar a Esteban, deciden acusarle injustamente con testigos falsos. Hacen lo mismo que con Jesús, pero tienen que escuchar a alguien lleno del Espíritu Santo con un rostro que resplandecía como el de Moisés (15, cf. Ex. 34:29)

Aplicación

En la obra del Señor es muy importante saber diferenciar las prioridades. Si en otras esferas de la vida es vital, en la obra del Señor más aún, porque necesitamos administrar nuestro tiempo y esfuerzos para que otros pasen de muerte a vida. Si no tenemos esto claro, es fácil dedicarse a tareas mil, muy legítimas, pero que en ocasiones impiden que atendamos las necesidades espirituales de las personas. Es triste perder una oportunidad pastoral que no vuelve a presentarse por dedicarse a lo urgente, cuando en ocasiones no es lo más importante. Pidamos siempre sabiduría al Señor.

Pensamiento: “Si al justo amonestares para que no peque, y no pecare, de cierto vivirá, porque fue amonestado; y tú habrás librado tu alma” (Ez. 3:21)

Martes 17 DE AGOSTO DE 2021

Esteban, testigo y mártir

Hechos 7:1-16

Esteban tiene un testimonio impactante. Es consciente de la injusticia, pero en lugar de defender su inocencia quiere aprovechar bien su última oportunidad. Por tal motivo, siendo muchos de los oyentes hebreos de zonas egipcias, es el momento de hacer un repaso de la historia de la redención para no dejar lugar a dudas sobre el evangelio que predica. Los creyentes tienen muy claro cómo Dios ha obrado a lo largo de los siglos. Es muy importante conocer la Biblia de principio a fin para presentar una visión adecuada de Dios y su obra. El evangelio que predicamos no puede ser únicamente de unos cuantos pasitos a destacar.

Exposición

Todo tiene su origen en el Dios de la gloria (2). Este pide un paso de fe y obediencia a un hombre llamado Abraham: salir de la confianza de la ciudad donde vivía para vivir como extranjero, sin tierra propia, pero creyendo que aunque no vería la promesa cumplida, su descendencia sería incontable y por fin tendrían tierra. Para no dejar lugar a dudas, Dios establece un pacto con la señal de la circuncisión. Las cosas se complicarán, sus descendientes serán esclavizados, pero nuevamente tendrán que salir como el patriarca de Egipto por fe comprobando cómo es el poder y la fidelidad de Dios. Jacob bajaría a tierra de Egipto a causa del hambre, y aún las penurias de José siendo despreciado por sus hermanos, servirán para que Dios muestre su soberanía, porque “Dios estaba con él” (9). Dios le libró de todas sus tribulaciones, y le dio gracia y sabiduría delante del hombre más importante de la tierra en ese momento, políticamente hablando (10). Todo parecía terminar allí, Jacob muere en Siquem, pero esto es sólo un paso más en el cumplimiento de la voluntad de Dios.

Aplicación

Esteban comprende perfectamente los acontecimientos. El desprecio que sufrió José por parte de sus hermanos, es el mismo que le estaban infringiendo a él. Más aún, si al mismo Jesús, le habían hecho estas cosas ¡qué no harían con él! (Lc. 23:31). Esteban lo tiene claro, es más importante predicar el evangelio que vindicarse a sí mismo, ya que de eso se encargaría Dios, quien lo recibió enseguida (59). Para el cristiano las cosas nunca pueden empeorar definitivamente, porque sabemos que Cristo está preparando lugar para nosotros (Jn. 14:2). Mientras tanto, nuestra labor es predicar en el poder del Espíritu de verdad, al cual el mundo no puede recibir, porque no le ve, ni le conoce (Jn. 14:17).

Pensamiento: “Y ahora os lo he dicho antes que suceda, para que cuando suceda, creáis” (Jn. 14:29).

Miércoles 18 DE AGOSTO DE 2021

Las respuestas del Soberano

Habacuc 1:1-17

Profecía” y “oráculo” (1) significan “carga”, algo que exige responsabilidad en la transmisión a los oyentes porque se trata del justo juicio de Dios. Habacuc es un vidente que ha visto lo que va a acontecer en intimidad con Dios (2 P. 1:20-21).

Exposición

¿Hasta cuándo?”(2) ¿Por qué Dios no hace nada ante tanta maldad? (3). La impaciencia de la fe deforma el concepto de Dios y su obra creyendo que está ausente y que es “tolerante”. El pueblo se olvida de la Palabra de Dios, y el justo está desamparado (4). Pero Dios dice que no ha dejado de intervenir: “Yo levanto” (6), “Mirad… y ved, y asombraos” (5). ¡Estupendo! ¿Qué veremos ahora? Un método de castigo por medio de los babilonios, Dios usa a las naciones como dice Pablo citando este versículo a causa de los gentiles (Hech. 13:41). No era la respuesta esperada, el profeta no comprende que Dios como instrumento a una nación cruel y presurosa (6), un león con alas de águila (Dn. 7:4). Son un huracán arrogante porque hacen de su fuerza su Dios (11).

El profeta piensa que si Dios calla cuando el impío está desamparado (13), ¿cómo lo va a arreglar con lo que parece una injusticia aún mayor? Los judíos serán castigados por un pueblo más cruel e idólatra. Si esta es la respuesta, ¿no hubiese sido mejor no clamar a Dios? Con todo, el profeta reconoce en un solo versículo que Dios es eterno porque es desde el principio, autoexistente (la causa sin causa), santo, la roca inmutable y Dios de vivos, por tanto, no morirán de una forma definitiva (12). Dios no se ha quedado al margen de todo (15).

Aplicación

Cuando clamamos a Dios reconociendo su señorío sobre nosotros, no deberíamos estar agradecidos sólo si nos cuadra sus respuestas. Dios es soberano, y eso implica reconocer que tiene el control de todas las cosas, incluyendo nuestra vida, y que él sabe cómo debe actuar teniendo en cuenta todos los hilos de la humanidad. A veces, creemos que somos el ombligo del mundo, pero Dios nos llama a mirar más allá porque él ha dado su vida por un mundo que se pierde sin arrepentirse de sus pecados. Además, su forma de perfeccionarnos, es una poda un tanto dolorosa en ocasiones (Jn 15:2), pero Dios nos corrige como cualquier padre que ama a su hijo (He. 12:7).

Reflexión

Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis caminos más altos que vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos” (Is. 55:9)

Jueves 19 DE AGOSTO DE 2021

El justo por la fe vivirá

Habacuc 2:1-20

El profeta ha dedicado tiempo a orar y esperar en Dios para coger “perspectiva profética”. Está en el puesto de guardia como el centinela que aguarda a que se produzcan novedades en el horizonte (1). La respuesta es importante, por tanto, debe quedar por escrito para que nunca caiga en el olvido (2).

Exposición

Sin duda vendrá” (3). Cuando Dios habla, lo importante no es lo que tarde en cumplirse, sino que creamos su palabra por fe (Ro. 1:17; Gá. 3:11; He. 10:38). Es fe en el sentido de fidelidad, “Emunah”, relacionado con Amén y Emet, es decir, verdad y confianza en el Dios del pacto. Toda nuestra vida es algo temporal dentro del plan global de Dios; sus propósitos nos afectan y tienen sentido para nosotros y el resto de la humanidad, ¿lo creemos?

Sin embargo, no es un cuento de rosas, esta revelación se debe a impíos y soberbios (4,5) de los que se habló en el capítulo anterior, por una parte los judíos (1:3), y por otra los caldeos (1:11). La humanidad no ha cambiado porque el pecado permanece, sólo hay dos clases de personas, las que viven por fe en Dios, y el que se apoya en sí mismo hasta destruirse a causa de su actitud y decisiones. Para estos últimos se dedican cinco avisos con ayes. El primer ay es contra la codicia (6), porque las víctimas un día se rebelan al no aguantar más como ha ocurrido en infinidad de revoluciones. El segundo ay habla de los motivos de la codicia porque desear una vida cómoda, no justifica los medios injustos (9). El tercer ay es el uso de la violencia brutal (12), no hay compasión. El cuarto ay habla del que menosprecia hasta la humillación (15), y el quinto de la idolatría absurda del insensato (19).

Aplicación

El pasaje termina con una frase lapidaria: “Calle delante de él toda la tierra”. Dios permanece callado, pero cuando habla, nadie tiene derecho a hablar sin su permiso. La paciencia del profeta esperando la respuesta es la nuestra hasta la venida del Señor (He. 10:37-38). Nuestra sociedad no ha cambiado, la violencia y la injusticia campan a sus anchas, pero Cristo regresará pronto para poner todo en orden y para que todo el mundo guarde silencio. Las bravatas de los fanfarrones están prontas a su fin.

Reflexión

Pero nosotros no somos de los que retroceden para perdición, sino de los que tienen fe para preservación del alma” (He. 10:39)

Viernes 20 DE AGOSTO DE 2021

Dios vendrá de Temán

Habacuc 3:1-19

Este capítulo es sin duda uno de los textos poéticos más hermosos de la Biblia al contener una teofanía (3-15). El profeta ha dejado de pensar en los problemas diarios y la maldad que ve a su alrededor porque Dios le ha concedido una refrescante visión de su gloria. Por tal motivo, la única petición en estos versículos es: “Aviva tu obra en medio de los tiempos… hazla conocer” (2).

Exposición

Sigionot” (1) parece una indicación al tipo de música o tono a emplear para cantarse en el templo. ¿A quién se debe la inspiración de este poema? A Dios, quien viene a ejercer sus justos juicios desde Temán (3), y nosotros sabemos que sólo Cristo es Dios encarnado. Temán es el territorio oriental de Parán (3), cercano a Sinaí. Es como decir que del mismo modo que Dios hizo pacto con Israel en Sinaí, también aparecerá de nuevo con toda su gloria. La descripción habla de resplandor como la luz, rayos brillantes en su mano (4) y carbones encendidos a sus pies (5), lo que nos recuerda a la visión del apóstol Juan en el primer capítulo del libro de Apocalipsis. La luna y el sol se detienen en su venida (11), él es quien camina sobre el mar como hizo Cristo (15).

Después de contemplar esta visión para renovar el ánimo del remanente fiel, el Justo entenderá que siempre hay palabras de aliento para el corazón cansado de parte de Dios. Los babilonios destruirán las cosechas y matarán al ganado, será difícil subsistir, pero teniendo en cuenta la venida del Señor, el justo se alegrará y gozará en su salvación (18). Dios es nuestra fortaleza (19).

Aplicación

El profeta ha dejado lo mejor para el final, pero no porque buscara un recurso literario para quedar bien, sino porque Dios quiere mostrar al hombre que el final será glorioso para los que confían y viven una vida de fe en Dios. Las promesas de Dios anuncian el retorno de Cristo, y esto ha sido revelado de muchas maneras en la palabra de Dios. Los tiempos son difíciles y malos, pero la esperanza del que ha sido justificado por la sangre de Cristo, permanece intacta.

Reflexión

Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones. Por tanto, no temeremos, aunque la tierra sea removida, y se traspasen los montes al corazón del mar; aunque bramen y se turben sus aguas, y tiemblen los montes a causa de su braveza” (Sal. 46:1-3)

Sábado 21 DE AGOSTO DE 2021

El empuje del amor compasivo

Mateo 9:35 – 10:4

Jesús es un observador, pero no es pasivo porque siente y actúa. El pueblo se encuentra en un estado espiritual deplorable, por lo que preparará un equipo de trabajo que no se debe fijar únicamente en las tareas a realizar, sino que debe hacerlo por amor.

Exposición

Jesús rodea toda Galilea, ciudades y pueblos, enseñando, predicando el evangelio del reino y sanando (35). Josefo dice que en esa región había doscientas cuatro ciudades y villas populosas. Las aldeas carecían de murallas y eran más accesibles, pero Jesús no deja un rincón sin visitar a pesar del ingente trabajo. Tampoco se fijó tan solo en aquellas que garantizaban un buen número de oyentes. Cuando ve a las gentes realiza el diagnóstico, son ovejas desamparadas y dispersas, o “derramadas” y “esparcidas”, literalmente, “tiradas, arrojadas o postradas”. El rebaño camina por el campo sin vallado sin atención, está fatigado y descuidado. El pueblo necesita alimento espiritual y que sus heridas sean sanadas, y no tienen el pastor adecuado (Ez 34, Zac 11). Las entrañas de Jesús se remuevan y manda a sus discípulos: “Rogad”.

La mies es mucha, y es necesario enviar o “arrojar fuera”, con urgencia (38). Este trabajo si está motivado por el amor a Dios no se produce por generación espontánea, es Dios el que arroja o impulsa. Esta misma palabra se cita cuando envía a los setenta en Lc. 10:2. Más tarde llama a los doce (1) capacitándoles con poder y autoridad imprescindible en este trabajo. Esto no se consigue con un curso de formación del INEM. Como ejemplo de la tarea, se encontrarán con espíritus inmundos por su maldad, y por la contaminación que producen, más que el petróleo del barco Prestige. Son doce apóstoles, enviados o mensajeros según la palabra griega. La palabra misionero o enviado deriva del latín.

Aplicación

Para servir al Señor cuanto más tiempo de ruego u oración mejor. Después el Señor llama e indica dónde, cuándo y cómo; Dios impulsará hacia el campo de trabajo. Dios también capacita con dones guiando por medio del Espíritu Santo. El conocimiento de su Palabra será el contenido el mensaje, por lo que se requiere que el discípulo la conozca a fondo. Siempre ha sido así por generaciones, si Dios no llama e impulsa, todo es artificial.

Reflexión

Si somos impasibles ante las personas que perecen sin conocer a Dios, es porque nuestros ojos no observan con un corazón amante. En tal caso, es urgente ponerse de rodillas pidiendo perdón a Dios y rogándole que envíe obreros a su mies.

Domingo 22 DE AGOSTO DE 2021

El tiempo apremia

Mateo 10:5-15

Jesús da instrucciones precisas para esta ocasión como también cuando son enviados los setenta (Lc. 10:1-16). Hay mucho trabajo, las gentes recibirán una oportunidad de escuchar y decidirán si quieren aprovecharla, no hay tiempo que perder.

Exposición

Los discípulos son enviados a ciudades y aldeas por parejas (Mr. 6:7), así no se sentirán solos y se ayudarán mutuamente. De momento, la prioridad son las ovejas perdidas de Israel, sin embargo, este privilegio no durará siempre (18). El propósito: “Predicad”; el contenido de la predicación: “El reino de los cielos se ha acercado”, tal y como decía Juan Bautista. Además, para reafirmar estar realidad les acompañarán señales propias del Mesías: sanidad, limpieza, resurrecciones, mandar a los demonios, y todo gratis (7). En aquella época no hay Seguridad Social, los médicos y los exorcistas cobrarían por el intento de sanidad, pero sus discípulos han de sanar y expulsar demonios instantáneamente sin culpar al receptor, y por supuesto, sin esperar regalo alguno. Si alguien dice hacer sanidades en nombre de Dios sin ajustarse a este patrón, es un farsante que busca su propia gloria ¿suena duro? Más duro es sacudirse el calzado estimando una nula identificación con los que rechazan el mensaje del reino Dios a expensas del juicio (14-15). Dios no admite tibieza.

Se preocuparán tan solo del mensaje, no de su bienestar personal, por lo que en esta ocasión no llevarán nada para su sustento, Dios proveerá. Esto no era habitual, ya que Judas llevaba la bolsa (Jn. 12:6), por lo tanto no siempre hay que evangelizar de esta manera. Pero Jesús recalca la dignidad del enviado: “el obrero es digno de su sostenimiento”, es decir, de todo lo necesario para sostener la vida (9, 1 Tim 5:18).

Aplicación

Es interesante que deben informarse o “investigar” sobre quien sea digno (11). No todas las personas eran piadosas y hospitalarias, pero ya hay quienes dejaban una huella en su ciudad por su forma de dirigirse delante de Dios. Los discípulos debían buscarlas aunque predicasen a todos, y esperar una respuesta positiva para permanecer allí, aunque no siempre ocurriría (13). Nuestras entendederas espirituales han de estar espabiladas para aprovechar estas oportunidades.

Reflexión

Yo conozco tus obras, que ni eres frío ni caliente. ¡Ojalá fueses frío o caliente! Pero por cuanto eres tibio, y no frío ni caliente, te vomitaré de mi boca (Ap. 3:14-15)

Lunes 23 DE AGOSTO DE 2021

Preparación para la persecución

Mateo 10:5-16-26a

Jesús aprovecha esta campaña evangelística para prevenir a sus discípulos sobre un futuro mucho peor, aunque tendrán los recursos necesarios para cumplir con su misión. No habrá sorpresas el rechazo y odio aparecen tarde o temprano.

Exposición

Los peligros van a llegar, por lo que deben grabar en sus mentes una combinación necesaria: prudencia y sencillez. “Yo os envío como a ovejas en medio de lobos” (16), no hace falta precisar las diferencias de ambos animales. La táctica de la oveja será la prudencia o astucia de la serpiente especialmente hábil para escabullirse ante los problemas innecesarios, y la prudencia de la paloma que sabe volar cuando la situación lo requiere sin “mezclarse” (lit. sencillez) con el alboroto. No todo lo malo es evitable, hay situaciones a afrontar que aseguran ser encarcelados para declarar ante los tribunales, incluso a causa de las denuncias de los familiares más cercanos (21). En tal caso, Dios se encarga de la argumentación por medio de su Espíritu (20), por lo que no han de angustiarse por hablar bien, sólo han de predicar el nombre de Cristo (22), aunque sean odiados por ello.

Jesús es apreciado por muchos hasta que esto implica una decisión personal de arrepentimiento que puede significar la muerte. Entonces Jesús ya no resulta tan querido. A la humanidad le interesa un Jesús que no suponga ningún compromiso y sólo coloquiar sobre su persona. El verdadero discípulo es el que “soportare” hasta el fin (22), indicador de una verdadera conversión por haber resistido hasta la sangre combatiendo por el pecado (He. 12:4).

Aplicación

Predicar el evangelio no es fácil, sobre todo es los países donde el nombre de Jesús es aborrecido abiertamente, tampoco sabemos qué acontecerá mañana en nuestra nación. Jesús advierte que estemos preparados para cualquier cosa porque no somos mayores que nuestro Señor, y a él le llamaron Beelzebú. Por tanto, no hay que temer lo que pueda hacer el hombre (26), y ser bienaventurados ante tanta mentira (Mt. 5:11). Nunca dejemos de orar por aquellos hermanos que en este momento sufren una persecución hasta la muerte en otros países.

Oración

Señor, libra del mal a aquellos que están encarcelados injustamente por causa de tu nombre. Dales fortaleza y palabra tuya ante quien demande razón de nuestra esperanza” (1 P. 3:14)

Martes 24 DE AGOSTO DE 2021

La importancia de esta confesión

Mateo 10:26b-33

A Jesús le importa lo que somos y decimos. Nuestro valor está asegurado porque somos hijos de Dios comprados por la sangre de Cristo (1 P. 1:18-19). Ahora falta escuchar nuestro testimonio delante de los hombres, para que estos tengan claro que él es nuestro Señor y Salvador, y que ellos también le necesitan con urgencia.

Exposición

Según se menciona en el Talmud, los maestros judíos tenían cerca a una persona a quien decían en voz baja lo que debía proclamar a la congregación. Jesús ha explicado a sus discípulos en la intimidad lo que han de decir a los cuatro vientos (26-27). Las azoteas eran un buen lugar para aprovechar la altura, ahora usemos los micrófonos y todo lo que esté a nuestro alcance. No debe haber miedo para hacer esto, porque si tememos a Dios, ya no necesitamos temer a nadie más, entre otras cosas, porque es el único que puede destruir el alma y cuerpo en el infierno. “Destruir”, no significa necesariamente aniquilación, sino la ruina o destrucción de todo lo que hace deseable la existencia (28).

Jesús usa un ejemplo, se compran pajarillos por un cuarto, moneda romana de cobre o bronce insignificante. También puede parecer nimia la caída de un cabello, pero está contado por Dios, su control de todo escapa a nuestra comprensión. Por tal motivo, cómo no vamos a valer nosotros mucho más. De esto modo, sabiendo el valor que sus hijos tienen para Dios, a él le importa considerablemente lo que expresamos. Lo que decimos acerca de Cristo: “me” confiese (32), “me” niegue (33), no sólo será conocido por nuestros semejantes, sino que tiene una proyección más amplia delante de Dios en el futuro. En este sentido no sólo hay que pensar en las palabras, sino también que nuestras obras no deben contradecir la expresión de los labios.

Aplicación

Confesar o negar a Cristo es algo tremendamente importante, es misión de la iglesia. El apóstol Pedro le negó, e inmediatamente tuvo que arrepentirse para no volver a negarle y morir por Cristo. El cristianismo es Cristo, y Dios espera que sus siervos proclamen su persona y obra abiertamente aprovechando las oportunidades que se presentan. Si negamos a Cristo, ¿qué sentido tiene que estemos en esta tierra?

Pensamiento:

Alimenta tu fe y tu temor se quedará anémico hasta morir” (Glen Hale Bump)

Miércoles 25 DE AGOSTO DE 2021

Ganar o perder

Mateo 10:34-42

Puede sorprender a algunos predicadores, pero el evangelio significa complicarse la vida considerablemente. Los problemas no sólo siguen existiendo, sino que se añaden otros que nunca hubiesen ocurrido de no aceptar a Cristo.

Exposición

Los judíos esperaban un Mesías y un reino de paz, pero el evangelio sólo pone a los hombres en paz unos con otros cuando tienen paz con Dios al ser justificados por la fe en Cristo (Ro. 5). Dios no quiere la enemistad entre las familias por causa de su nombre, pero a veces es inevitable como antes anunció el profeta Miqueas (Mi 7:6-7). Es mejor perder a los parientes y amigos y la vida natural al tomar la cruz que perder la vida eterna. Quien escoge lo temporal en lugar de lo eterno por miedo al dolor y pérdida material, no es digno de Cristo (37). Como a los discípulos les costará aceptar esto, Jesús repite esta enseñanza en varias ocasiones (Lc. 17:33; Jn. 12:25). Es más, pronto descubrirán que tomar la cruz, es el camino de su maestro hasta llegar al monte Calvario, si bien, él lo anduvo únicamente para salvarnos a nosotros.

Por otro lado, como hemos visto en días anteriores, Jesús sigue recalcando el valor y la dignidad de sus siervos. “Recibir” (40), tiene que ver con la invitación a la propia casa; no es sólo un acto de respeto, hospitalidad y generosidad, es una ayuda de lo más práctica que alivia y da calor al que lo necesita. En otro contexto, “recibir” implica también la aceptación del mensaje del evangelio: “el que a vosotros oye, a mí me oye; y el que a vosotros desecha, a mí me desecha” (Lc. 10:16). Cualquier gesto hacia un hijo de Dios por pequeño que sea, tiene un inestimable valor a ojos de Dios (42).

Aplicación

Se escuchan mensajes que dicen ser evangélicos, donde aceptar a Cristo parece una oferta de rebajas para que se solucionen los problemas personales. A esos predicadores habría que sentarles para que escuchen las palabras de Jesús sobre cómo llevar la cruz, aún a riesgo de que se les vacíen los locales de culto. Por otro lado, tengamos cuidado de nosotros mismos, porque a nadie le atrae el sufrimiento. Sólo si entendemos el privilegio se sufrir por causa del evangelio, y no tanto por causa de nuestras torpezas o porque como raza caída sufrimos las consecuencias del pecado, descubriremos que hay dolores placenteros, como el de la madre que tiene en brazos a su hijo amado después del parto.

Reflexión

La más noble corona es, y será siempre sobre la tierra, una corona de espinas” (T. Carlyle)

Jueves 26 DE AGOSTO DE 2021

Perplejidad en la dura prueba

Mateo 10:1-6

El orden del evangelio e Mateo en los capítulos 5 a 13 no es cronológico. Mateo tiene pendiente la incorporación de un incidente importante, y encuentra ahora el momento de hacerlo, se trata de la dura prueba de un profeta con mayúsculas, Juan el Bautizador.

Exposición

Juan conocía las cárceles del castillo de Machero, al oeste del mar Muerto, por denunciar la vida disoluta de Herodes (4:12; 14:3). Jesús llevaba al menos un año de ministerio y aunque a Juan se le permite la visita de sus discípulos, el encarcelamiento debió ser penoso y capaz de minar la moral de cualquier preso. El había vivido libre en el amplio desierto, y ahora está en un profundo y caluroso calabozo, así como parece padecer una tristeza similar a la del profeta Elías en su momento. Juan escucha los hechos de Jesús, pero sabiendo que era el precursor del Mesías (Jn. 1:33; 3:28), como también lo entendió su padre Zacarías (Lc. 1:67-69), no parece compresible la situación que le toca vivir si el Mesías debía inaugurar un reino de paz. Además, las ideas judaicas eran que Elías y Jeremías resucitarían. ¿Dónde está la autoridad del Mesías?

La respuesta de Jesús muestra que las credenciales del Mesías le acompañan y Juan debe reconocerlas. Se ha cumplido Is. 35:5ss: los ciegos andan, lo sordos oyen, los cojos saltan. También se cumple Is. 61:1, porque el Mesías predica las buenas nuevas a los abatidos, a los pobres de espíritu. Además, ha resucitado a los muertos como el hijo de la viuda de Naín (Lc. 7:11-18), y es posible que la resurrección de la hija de Jairo ya se hubiese producido. El Mesías está cumpliendo las profecías, y nadie debe tropezar sintiéndose frustrado ante su persona (6). Juan debe mantenerse con fe.

Aplicación

La obra del Señor no siempre es gratificante de forma inmediata. En muchas ocasiones, ante la falta de fruto pueden amenazar los nubarrones de la frustración. Con todo, no nos predicamos a nosotros mismos, sino “a Cristo crucificado, para los judíos ciertamente tropezadero, y para los gentiles locura” (1 Co. 1:23). Sin embargo, el fruto depende únicamente de Dios, y en los momentos de abatimiento nuestro consuelo como el de Juan debe ser que Cristo es el Soberano Rey de Reyes y Señor de Señores, y eso no lo cambia nadie, finalmente vendrá en gloria y vindicará a sus siervos.

Reflexión

¿Qué, pues, es Pablo, y qué es Apolos? Servidores por medio de los cuales habéis creído; y eso según lo que a cada uno concedió el Señor” (1 Co. 3:5)

Viernes 27 DE AGOSTO DE 2021

Paz por medio de violencia

Mateo 10:7-15

Juan había cumplido con su misión anticipando la llegada de Cristo, pero ahora no puede hablar a las gentes y las tornas cambian, es Cristo quien realiza la evaluación de la vida de Juan.

Exposición

¿Qué salieron a ver al desierto? La curiosidad les llevó a conocer a un personaje de quien decían era un auténtico profeta, las gentes hablaban de alguien que se salía de lo ordinario, no una débil caña que se troncha a causa del viento, sino una persona que tenía las ideas muy claras. Nadie había podido comprarle, ni siquiera el rey Herodes pudo domarle, porque Juan no regalaba los oídos ni buscaba una vida fácil (8), sólo daba cuentas delante de Dios. Pronto el pueblo reconoció que Juan era un verdadero profeta (9), que vio el cumplimiento de las profecías mesiánicas a diferencia de sus antecesores, ahí radicaba su grandeza (11). Pero todo estaba preparado y escrito por Dios según vemos en Mal. 3:1. El precursor allanaría o repararía la calzada o el camino, para que el rey pudiese caminar por ella como ocurría con los gobernantes ante una importante visita (10).

Sin embargo Juan no lo tuvo fácil, las autoridades religiosas se resistieron al mensaje del evangelio (13). Se trataba de una lucha espiritual para el avance del reino de los cielos porque muchos querían evitarlo, sobre todo Satanás. Los judíos esperaban un Mesías en medio de un reino sosegado, pero la lucha espiritual es encarnizada. Juan durante su ministerio tuvo todo el respaldo del cielo como el nuevo Elías envestido con el poder de Dios según Mal. 4:5 (14). Los judíos creían que Elías iba a resucitar, no reconocieron al Mesías y su mensajero.

Aplicación

El reino de los cielos avanza en medio de grandes batallas en las que sólo Dios puede dar la victoria. Algunos quieren reposar antes de entrar en el reposo, pero Dios no promete a sus seguidores vidas cómodas, prósperas y placenteras. Cristo derrotó a principados y potestades en aquella cruenta cruz, y él tiene batallas pendientes con esta humanidad en las que su victoria está asegurada. A nosotros nos toca avanzar con valentía y fe usando las armas que Dios nos ha dado (Ef. 6:10-20). Después de luchar, nos espera la evaluación de Dios como le ocurrió a Juan ¿Cuál será su dictamen? En poco tiempo lo sabremos (He. 10:37).

Reflexión

Su señor le dijo: Bien, buen siervo y fiel; sobre poco ha sido fiel, sobre mucho te pondré; entra en el gozo de tu señor” (Mt. 25:23)

Sábado 28 DE AGOSTO DE 2021

Fin de los privilegios

Mateo 11:16-24

Las comparaciones son odiosas, sobre todo cuando se sale malparado. Es el caso de aquellos que han recibido muestras del poder y amor de Dios de forma abundante, pero se han alejado de él. Todo tiene un límite y también la paciencia de Dios.

Exposición

¿A quién compararé esta generación? El Señor nos muestra que se paraba en las plazas para observar los juegos de los niños (16-17). Estos imitan a los adultos en sus fiestas y funerales tocando la flauta como señal de alegría y lamentando como las plañideras profesionales. Sin embargo, parece que nadie hacía caso de sus juegos salvo Jesús. Juan ha dado muestras del respaldo de Dios con una vida en la que se abstenía de todo, incluso sin probar vino, y le acusaban de rarete: “Demonio tiene”. Jesús acepta las invitaciones y se sienta con las personas más humildes, para ser acusado de ser amigo de lo peorcito de la sociedad. No había forma de contentar a las gentes, sobre todo a los fariseos.

Del mismo modo, algunas ciudades tuvieron el privilegio de ser visitadas por el Señor para que diese muestras de su poder. No conocemos los milagros de Corazín, probablemente las desoladas ruinas de Kerazeh, y tampoco los de Betsaida (lit. casa de pesca), población cercana al lago de Galilea de la que no puede asegurarse su actual ubicación, pero no están registrados posiblemente por la incredulidad de sus gentes. En Capernaum se describen grandes milagros, pero su arrogancia y prosperidad le hacía confiar únicamente en su riqueza futura sin preocuparse de la visita de Dios, a quien no valoran.

Aplicación

¿Cuánta revelación hemos recibido de parte de Dios? ¿Cuán es nuestra obediencia? Dios ha hecho maravillas que nuestra generación no quiere reconocer. Dios aguarda su venida esperando pacientemente a que muchos procedan al arrepentimiento, pero las oportunidades se acaban (2 P 3:9). Sus hijos son despreciados en muchas ocasiones, unas veces nos acusarán de ermitaños, otras dirán que sólo nos relacionamos con los despreciables de esta sociedad, es decir, aquellos que reconocen la necesidad de médico. Lo cierto, es que no podemos estar pendientes del “qué dirán”, sino de anunciar las buenas nuevas del evangelio teniendo una conciencia limpia delante de Dios, a quien hemos de dar cuenta.

Reflexión

Teniendo buena conciencia, para que en lo que murmuran de vosotros como malhechores, sean avergonzados los que calumnian vuestra buena conducta en Cristo” (1 P 3:16)

Domingo 29 DE AGOSTO DE 2021

El verdadero descanso

Mateo 11:25-30

Jesús dirige unas palabras a su Padre que brotan desde la experiencia. Israel estaba repleta de doctos maestros de la religión expertos en la ley de Dios, pero no supieron casarla con Cristo, sólo la utilizaban a su antojo para mantener un sistema a su conveniencia que no tranquilizaba las conciencias. Así son las religiones sin vida, meras tradiciones humanas.

Exposición

Te alabo”, hay un motivo de sabiduría y gozo que ha sido constatada por la persona del Hijo de Dios: el orgullo de los entendidos no capta la sencillez del evangelio, y Dios ha ocultado su revelación a estos para ofrecérsela a los humildes. Con demasiada frecuencia hoy los grandes pensadores no valoran la Palabra de Dios y no entienden el plan sublime de salvación en Cristo. Para entender el evangelio hay que tener la humildad de un niño, hacerse como ellos (1 Co. 3:18). Jesús alaba al Padre por lo que oculta y por lo que revela reconociendo que su soberanía según su agrado es lo mejor (26). Además, el Padre le ha dado la autoridad al Hijo para revelar o no, conforme a su voluntad (27).

En base a lo anterior, se produce una invitación: “Venid a mí” (28), lit. acá a mí, adverbio que denota mucho ánimo e interés vivo. Los “trabajados” se esfuerzan en deberes difíciles y penosos y los “cargados” denotan un padecimiento pasivo. La sociedad judía estaba llena de personas atribuladas que buscaban paz con Dios pero que recibían múltiples mandamientos a cumplir añadidos a la ley de Dios según tradiciones de hombres, algo típico de las religiones: “Atan pesadas cargas y difíciles de llevar” (23:4). Pero encontramos un “yo” enfático para encontrar descanso en Cristo. Cuando un judío se sometía a un maestro se decía que había tomado su yugo, pero Cristo promete un yugo en un discipulado que no desuella la cerviz dejando profundas heridas, ya que el maestro no es un tirano, sino que tiene un corazón humilde, y es manso, no como los orgullosos y ásperos fariseos.

Aplicación

A veces complicamos el evangelio llenándolo de teorías y libros casi imposibles de abarcar. Nuestra enseñanza siempre debe ser que aquellos que no conozcan al Señor escuchen la revelación que tenemos en su palabra escrita. Cristo ha revelado al Padre y quiere que seamos justificados por la fe para tener paz con Dios para siempre (Ro. 5:1). Por otro lado, se requiere de los maestros de la palabra de Dios que sean accesibles, capaces de escuchar con un trato humilde.

Reflexión

La humildad es una especie de radiografía que te dice lo que tienes de Dios para agradecerlo y lo que te falta para suplicárselo” (J. H. B. Garrastegui)

Lunes 30 DE AGOSTO DE 2021

La hora más oscura

Juan 18:1-11

Se acerca la hora de la muerte, Juan narra los últimos momentos antes de que Cristo fuese recibido por el Padre. El evangelista omite algunas escenas que están en los Sinópticos como lo ocurrido en Getsemaní o la reunión del Concilio y es original al añadir otras como el encuentro con Anás, las mujeres al pie de la cruz o la participación de Nicodemo.

Exposición

El mal se acerca. En el capítulo anterior Jesús había intercedido por sus discípulos y ahora cruza un arroyo o “flujo de invierno” (seco en verano), llamado Cedrón que significa negro u oscuro hacia Getsemaní, es un lugar de sombras ideal donde capturar a Jesús. Judas con los soldados que guardaban la seguridad del templo y que formaban parte de una compañía de unos 600 hombres armados se acercan con antorchas. Jesús toma la iniciativa sin sorprenderse: “¿A quién buscáis?”. De forma normalmente despectiva utilizan un adjetivo, “nazareno”, que luego caracterizará a sus seguidores (Hch. 24:5).

Yo soy”. Jesús no se esconde: “Yo soy”, es una expresión que Moisés escuchó desde la zarza cuando Dios se reveló a él (Ex. 3:6, 14) y que Jesús ha utilizado antes para describir quién es como la luz del mundo, el buen pastor, etc. No sabemos el tono que uso, si fue atronador como la voz de Dios en Sinaí, en cualquier caso, todos cayeron sin resistir a pesar de ser soldados bien entrenados. No hay duda, si Jesús no se entrega, no pueden hacer nada. Tras repetirse la situación, sólo pide que dejen tranquilos a sus discípulos y en ese momento de máxima tensión, Pedro saca un puñal o pequeña espada, pero la violencia gratuita, no es el camino en los conflictos y tiene consecuencias (Mt. 26:52).

Aplicación

Muchos han criticado a Pedro como Calvino al decir que “fue excesivamente tonto de parte de Pedro el intentar probar su fe por la espada, cuando no lo pudo hacer con la lengua”. Sin embargo, ¿hay algo más indignante que desear hacer daño a Jesús? A veces reaccionamos con ira por tonterías, pero la ira de Pedro es por causa de su amado Maestro. No podía soportar situación tan injusta y sabía que Jesús no iba a ofrecer resistencia, ¡cuánto le amaba! ¿Qué nos causa a nosotros indignación?

Reflexión

Porque me consumió el celo de tu casa; y los denuestos de los que te vituperaban cayeron sobre mí” (Sal. 69:9).

Martes 31 DE AGOSTO DE 2021

El juicio más injusto

Juan 18:12-27

En relación a texto escrito, proporcionalmente el evangelio de Juan es el que más espacio dedica a la última semana de Jesús, después le siguen Marcos, Mateo y Lucas. Al menos son seis los momentos en los que Cristo es juzgado y Anás es el primero en increparle. Mientras tanto, Pedro procura estar cerca de su Señor, pero el escenario y la presión le superan.

Exposición

Pedro y Juan. Por alguna razón, Juan era conocido por el sumo sacerdote, según una tradición basada en el “Evangelio de los Hebreos” su familia hacía llegar los pedidos del pescado a estas altas estancias. Sin embargo a Pedro aquello le venía grande y se siente abrumado, cuando le identifican como seguidor de Jesús lo niega e intenta pasar desapercibido, calentándose. Sin embargo, no le dejarán tranquilo, así ocurre muchas veces en nuestros lugares de trabajo o estudios. En su arresto, Jesús dijo al menos tres veces “Yo soy” y del mismo modo Pedro: “No lo soy”, lo demás fueron lágrimas de arrepentimiento.

Anás. El sumo sacerdote, Anás, desempeña el cargo de forma oficiosa como suegro de Caifás, era un corrupto que consiguió ceder su puesto a sus familiares más cercanos en varias ocasiones y que según algunos, controlaba los negocios de animales y divisas en el templo que Jesús denominó “cueva de ladrones”. Anás desea controlar la situación y esperar a que Cristo se inculpara, incluso usa una bofetada en señal de desprecio, pero Jesús da a entender que se le juzgue por el testimonio de los testigos, según la ley (21). Tras este primer intercambio para intentar acobardar a Jesús, Caifás está esperando.

Aplicación

No lo soy” (25), fue la respuesta de Pedro y en algunas ocasiones la nuestra ante la opresión de enemigos del evangelio. Jesús lo tenía más difícil que Pedro en todos los aspectos, pero no dio un paso atrás. El gallo cantó y el Soberano Dios mostró su conocimiento de todas las cosas como Pedro reconocería más tarde (21:17). Ahora el Maestro seguía enseñándole lo engañoso que es nuestro corazón, él no se dirigía a la cruz porque merezcamos la redención, sino por gracia.

Reflexión

Mas fui recibido a misericordia porque lo hice por ignorancia, en incredulidad. Pero la gracia de nuestro Señor fue más abundante con la fe y amor que es en Cristo Jesús” (1 Ti. 1:13-14).

Abril 2021

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia. Si continua navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies